Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Saga Falabella, racismo y estereotipo

Hace unos días una Guía de Regalos de Saga Falabella fue suficiente para que se reactive el intenso —y largo– debate acerca de la publicidad y su relación con el racismo, la exclusión y el estereotipo social. La pregunta que he querido hacer es la siguiente: Fuera de todo este dilema social, ¿este tipo de publicidad funciona?

090-saga-falabella-racismo

Sobre el racismo

“Hablar de racismo siempre es complicado, porque el racismo significa impedirte acceder a un derecho en razón de tus características físicas, étnicas, raciales. [En la Guía de Regalos de Saga Falabella] es difícil decir que esto te impide acceder a un derecho, pero podríamos verlos desde otra manera: no permiten reconocerte como parte de estos compradores, de estas chicas o de estas muñecas. Algunos publicistas podrían decir que se trata de un asunto “aspiracional”. Yo tengo muchas dudas de que las niñas en el Perú estén queriendo parecerse necesariamente a esas muñecas”. (Liuba Kogan)

Liuba Kogan, investigadora de la Universidad del Pacífico y experimentada sobre el tema, sentó una posición interesante. Efectivamente, el racismo es un término complejo porque involucra el impedimento de un grupo racial en particular a acceder a un derecho o privilegio. Lo primero que deduzco es que el derecho de ser parte de un aviso publicitario no es precisamente un derecho universal ni es una exigencia que las leyes peruanas (y probablemente internacionales) establezcan. Por tanto, por el ámbito legal en principio no va, pero en lo que muchos debemos estar de acuerdo es que hay algo malo aquí.

Sobre la segmentación publicitaria

En el ámbito publicitario, es un ejercicio natural realizar una segmentación (o distinción o discriminación) de un determinado grupo de personas según diversas variables con el objetivo de optimizar los recursos publicitarios, identificar mejor las necesidades de los consumidores y en general aportar mayor valor a una marca. Entre esas variables, que pueden ser geográficas, conductuales, de estilo de vida, psicográficas y socioeconómicas, están las demográficas, y dentro de ellas el criterio racial. Hasta este punto, la diferenciación en la publicidad no solo es necesaria sino habitual y no debería generar ninguna discrepancia.

El problema es la circunstancia en la cual se utiliza el criterio de segmentación racial. Para una marca de cosméticos o de cremas, por ejemplo, diferenciar sus avisos publicitarios por criterios raciales es entendible debido a que el producto per se tiene atributos específicos que están destinados para un fenotipo en particular. Si una marca identifica una mayoría racial en determinada zona geográfica —como las zonas más pobladas de afroamericanos o latinos en Estados Unidos— también es lógico aplicar una segmentación racial en sus anuncios.

La responsabilidad de Saga Falabella

En esta situación en particular, la pregunta por tanto es: ¿cuál es la circunstancia por la cual Saga Falabella utilizó una segmentación racial en su Guía navideña? Liuba Kogan ensaya una respuesta:

“Las niñas que ofrecían estas muñecas parecían a la vez muñecas. Daban la impresión de ser niñas anfitrionas, perfectas, además con las formas de una muñeca. Esta idea de que no son niñas jugando, sino presentando muñecas como objetos de estantes y la perfección de estas niñas en términos de cómo estaban vestidas, eso es lo que me llamó la atención”.

Las niñas, en efecto, son utilizadas en este anuncio publicitario como una personificación —lo más exacta posible— de las muñecas que sostienen. Esto se nota desde el color de piel y cabello hasta la vestimenta y el peinado de las mismas. Por tanto, lo que hizo Saga Falabella es utilizar a las niñas como objetos que personifican las muñecas que, responsabilidad de Saga o no, son rubias y no representan la diversidad peruana. ¿Qué pudo hacer la marca al respecto y cuál es su nivel de responsabilidad?

Para mí la responsabilidad de Saga Falabella es haber elegido muñecas de rasgos nórdicos y relevarlos a un primer plano de su guía navideña como una decisión tácita de que dicha composición fotográfica es más estética e impactante que otras opciones más diversas. No es un criterio aceptable en lo publicitario dado que es poco probable que la audiencia de dichas muñecas sean en su mayoría rubias (no hay un criterio de segmentación racial lógica) y pese a que las muñecas puedan ser las más vendibles o rentables, no era necesario utilizar la técnica de personificación de las muñecas en niñas con fenotipo similar para venderlas.

Por tanto, la opción de personificar a las muñecas no es racista ni discriminatoria ni excluyente per se (porque las muñecas así lo son), pero sí hay una actitud evidentemente excluyente (voluntariamente o no) al haber elegido dicha técnica publicitaria y haberla destacado a desmedro de otras posibles. Coincido con Kogan en considerar difícil tildar este caso como un acto voluntariamente racista, pero no hay dudas que hubo una falta de diversidad (y tino) para promocionar sus productos, algo que incluso la propia marca confesó.

090-saga-falabella-comunicado-racismo

Efectividad publicitaria

Por lo tanto, la respuesta a la pregunta del post, de si este tipo de anuncios publicitarios funcionan, la respuesta es que cada vez más no. La publicidad se mide en general a través de la percepción positiva que tengan las personas sobre una marca, y cada vez que existe más debate, información y conocimiento pleno de las prácticas estereotipadas de las marcas por parte de su público objetivo, habrán menos probabilidades que se perciban positivamente.

No sabremos si las ventas de Saga Falabella disminuyan (es difícil que esto suceda porque las ventas dependen también de ventajas sobre la oferta de productos, precio y canales de distribución), pero incrementa la posibilidad que una marca que apuesta por la publicidad 3.0 se aproveche de ello y genere mayor empatía con una audiencia que hoy está —por lo menos—expuesta con mayor intensidad a este tipo de debates gracias a los medios sociales.

Esta tarea no solo recae en la publicidad sino en todo lo que configura el comportamiento de las personas, siendo vital la familia, los medios de comunicación y la escuela (quizá incluso en ese orden). La publicidad es una herramienta esencial en el ambiente comercial pero también en la configuración de una sociedad y un publicista debería tener la misma responsabilidad ética que se le exige a cualquier otra profesión, a veces incluso mayor.

[“Anuncias, luego existes” se publica todos los lunes.]
[Twitter: @alexanderchw | Linkedin]

COMENTARIOS

  • 1
  • 05.12.2014
  • 05:52:24 hs
Miluska Fátima HERENCIA TIÓ.

Buena Tarde: La Verdad que estoy Cansada de tanta Discriminación de Todos los Sectores, No puede ser que se Discrimine por ser Moreno, por ser Negro, Cobrizo, Amarillo o Blanco!! Qué pasa? …. TODOS, ABSOLUTAMENTE TODOS SOMOS SERES HUMANOS Y TENEMOS DERECHO A MUCHAS COSAS COMO TAMBIÉN TENEMOS OBLIGACIONES pero en este caso tenemos DERECHO A SALIR EN UNA PUBLICIDAD, Cómo es eso que por ser Blanco No se puede Salir en un Spot Publicitario o por ser Cobrizo tampoco? Ahora que se acerca tan rápidamente la NAVIDAD y el AÑO NUEVO, donde debe reinar el AMOR, la PAZ, la UNIÓN para que haya PROSPERIDAD Cómo podemos ser tan MEZQUINOS, RACISTAS Y/O DISCRIMINATORIOS, NO HAY RAZA PURA!! En el Mundo Entero hay de Todo y TODOS TENEMOS DERECHO A VIVIR EN EL!! Reflexionemos Señores y Verdaderamente seamos PERSONAS SENSIBLES Y RACIONALES, SEAMOS SERES HUMANOS!! Saludos Cordiales.

  • 2
  • 05.12.2014
  • 11:12:12 hs
TOMAS FLORES

Asi es….Un aspecto importante, es buscar el medio mas adecuado para llegar al cliente y ser parte de su idiosincracia….La mejor manera es la confraternidad, pluralidad…Indudablemente, el diseño de la campaña tiene su raiz en la formacion academica ( suponemos que son foraneos a nuestra realidad latina y andina), por lo que apuntaron mal y paso lo que vemos…Peru es megadiverso y aca quien no tiene de inga lo tiene de mandinga…
En el diseño de las campañas futuras se debe emplear tecnicos del lugar y no de realidades expureas….

  • 3
  • 05.12.2014
  • 11:54:32 hs
Rey Pachacutec III

las empresas pueden realizar sus estrategias comerciales como quieran siempre y cuando la ley lo permita. y la ley lo permite, no existe normativa inclusiva como en EEUU. la verdadera realidad es que principales órganos del Estado que deben cumplir un rol de inclusión y emitir políticas publicas de integración; y sirva para que los agentes económicos las apliquen; no lo hacen por que en el fondo tienen miedo al verdadero peruano originario, el día que asumamos el mando del país de manera total (sin imposición de ministros por los grupos facticos) a los criollitos de medio pelo los vamos a invitar a que se larguen del País si no cambian . Estamos avanzando ya llegaremos y nos gustara indicarles la puerta de salida es estos parias sociales

  • 4
  • 06.12.2014
  • 01:16:19 hs
Nill Rojas

Lamentablemente existen personas (publicistas) que siguen pensando que Lima solo es el Jokey Plaza y alrededores, supongo tal vez, por su entorno, formación e idiosincrasia, entonces suceden “metidas de pata” como esta, lamentable.

  • 5
  • 06.12.2014
  • 02:11:58 hs
jose antonio

saben que los mas racistas somos nosostros los mestizos peruanos al sentir inferioridad ante otras personas,principalmente blanquitos si nosotros somos capaces de superar esto seria un gran paso adelante, por otro lado los directores de estaas campañas publicitarias son gente sin cerebro que solo calcan programas publicitarios de otros paises.

  • 6
  • 06.12.2014
  • 04:04:04 hs
carmen

hablar de racismo es un tema muy complejo pero???? lo vemos y escuchamos a diario cuando dicen conos es tambien discriminacion o n0?? cuando dicen pobladores a las personas que viven en zonas alejadas ??? y ciudadanos a los de la ciudad ???? entonces todo estariamos discrimando se discrimina por la forma de vestir , por la forma de pintarte el cabello todas quieren se rubias on su dineo o no basta darse una vuelta por algunas avenidas y lo vamos a ver por eso hablar de discriminacion es un tema muy complejo y debe ser analizado de manera muy tolerante y es verdad somo un pais andino a mucha honra.

  • 7
  • 06.12.2014
  • 05:45:57 hs
Álvaro

Creo que la oposición a avisos de este tipo también es racismo. No veo porque un aviso de lindas niñas blancas pueda ser racismo, si fueran cinco lindas niñas negras también sería racismo? o cinco lindas niñas indias lo sería igual?. Yo lo que creo, es que los complejos corroen el alma humana, y gente se siente inferior porque es chata, cobriza, o tiene nariz platirrina, o es panzón, o negro, o blanco desabrido. Hay que aceptar cómo una es y sobre la base de valores elevarse en la sociedad.

  • 8
  • 06.12.2014
  • 08:13:08 hs
mch

Análisis muy superficial. Aquellos que frecuentamos los distritos emergentes de Lima (despectivamente llamados Conos) podemos ver que la publicidad de todos los pequeños comercios muestran anglosajones o “rubios con su plata”. Los peruanos no queremos vernos reflejados en la publicidad. Es la triste realidad, aunque nos rasguemos las vestiduras.

  • 9
  • 06.12.2014
  • 08:25:19 hs
María Isabel Abad

La discriminación en el Perú se observa especialmente con las personas de procedencia andina, no me explico porque sentimos que ser limeños o citadinos procedentes de ciudades del Perú, nos hace superiores a las personas del ámbito rural.
Todos somos Perú, nuestras fortalezas son muchas, la honestidad el coraje para subsistir y crear, la maravilla de querer y defender a nuestros hijos, la perseverancia,el dinamismo y el esfuerzo del hombre y la mujer peruana en el campo o en la ciudad nos hace fuertes. Comprendamos que si nos unimos y no nos discriminamos por color, preparación o cantidad de dinero, llevaremos al Perú al éxito seguro.Estoy de acuerdo con el reclamo a Saga (soy clienta), por la publicidad equvocada, es necesario que sus publicistas conozcan mas nuestra población y que todos o somos clientes o somos mercado potencial, es decir Saga y todas las grandes,Medianas y Pequeñas empresas, deben satisfacer a sus clientes. SOMOS PERU SEÑORES.

  • 10
  • 07.12.2014
  • 11:09:38 hs
Victor Ishiyama

Buenos dias, parece que el racismo estuviera en nuestra sangre, no nos engañemos, seguimos mirando como positivo a lo nordico y menos positivo a los que no tienen esos rasgos: ni Magaly, ni Gisella y menos combatientes y guerreras tienen el color de cabello con el que han nacido, ni se visten con polleras ( sintomaticamente solo una travestida se enorgullese de lo andino), igual a la mayoria de mujeres que salen en tv las obligan a estar lo mas cercano a la imagen de catalogo, lo “blanco” vende; basta mirar a quienes captura todos los dias la policia y ver sus rasgos para seguir metiendo esteriotipos en el subconciente de que es bueno y que es malo, si es cholo, negro o mestizo: “pena de muerte”, si es blanco: “pobrecita su familia”. Y es en todo el mundo.

  • 11
  • 07.12.2014
  • 12:23:52 hs
César Vilchez

Lo del racismo quizá fue “SIN QUERER QUERIENDO” como lo diría el chavo, lo cierto es que esta publicidad cumplió su cometido más importante es IMPACTAR.

  • 12
  • 07.12.2014
  • 01:24:29 hs
victor

Y el eterno tema de la discriminación !!!!!! Ahora , en cada acto y mostrario , hay que colocar la paleta completa de colores . Así como se quiere vivir bajo el halo de la ” igualdad” de colores de piel , también se debe vivir bajo muchas otras igualdades , como la de vivir en un lugar digno , con agua y servicios higiénicos , calles asentadas y seguridad ciudadana . Teniendo acceso a colegios limpios , con baños y con MAESTROS , y a una alimentación básica balanceada. Eso es igualdad , y no la estupidez si es rubia nórdica o morena puneña. Una pena el pensamiento de igualdad basado en el error de , seguramente , calificados y exitosos publicistas. Porqué no ponen la cara ??

  • 13
  • 07.12.2014
  • 09:55:09 hs
Sergio Olivera

Interesante y completo análisis, pero pierde lo más obvio y parece que nos pesa decir: esa falta de identidad, el complejo que tenemos y rechazo a nosotros mismos: en raza, costumbres, idioma, condición social, etc. Esa publicidad iba a eso, a aprovechar y potenciar ventas en base a ese complejo, y eso no puede ser bueno en ninguna parte y para nada. Lamentablemente así seguiremos siendo mientras no lo reconozcamos y queramos cambiarlo, deberían empezar a hacerlo quienes por “suerte” del destino manejan la publicidad y los medios.

  • 14
  • 08.12.2014
  • 07:31:01 hs
Milagros GJ

1.-Interesante análisis de Liuba Kogan, el racismos es un tema complejo y si bien legalmente no se infringe ninguna ley, sin embargo hay un desatino por parte de la empresa que aprueba dicha publicidad y de la agencia publicitaria.
2.-La publicidad se aprovecha de este revalorazación de algunos peruanos por los rasgos nórdicos, y reproduce esta.
3.-Esta bueno que exista la presencia de una ciudadanía crítica ante un mensaje publicitario fuera de contexto, como el peruano… : diverso y rico.

  • 15
  • 08.12.2014
  • 03:52:30 hs
MIGUEL

Me pregunto cómo sabe el articulista que ese tipo de publicidad funciona cada vez menos. ¿En términos de qué? ¿Ha visto las cuentas de Saga Falabella para afirmar tal cosa? Sostiene que “la publicidad se mide POR LO GENERAL a través de la percepción positiva que tengan las personas sobre una marca”. Ese no es el único indicador, el principal es el comercial y los resultados posventas.

Sobre este asunto se ha hecho mucho ruido y hay muy pocas nueces: este fin de semana Saga ha seguido sacando anuncios similares o más intensos en términos de presencia de modelos rubios, y nadie se ha quejado.

    • 16
    • 09.12.2014
    • 09:55:28 hs
    Alexander Chiu Werner

    Estimado Miguel, existen distintos indicadores dependiendo del área involucrada. Los objetivos comerciales y resultados posventa son indicadores de marketing, mientras que la percepción positiva, posicionamiento de marca, recordación, entre otras, son indicadores de comunicaciones. Por eso aclaro que “no sabremos si las ventas de Saga Falabella disminuyan (es difícil que esto suceda porque las ventas dependen también de ventajas sobre la oferta de productos, precio y canales de distribución)” [acciones de marketing], pero en definitiva si se hace una encuesta y existe la percepción de que Saga Falabella es racista, y su competencia no lo es, y ambos en un caso hipotético ofrezcan los mismos productos, precios y canales de distribución, elegiríamos el segundo. Saludos.

  • 17
  • 08.12.2014
  • 04:37:25 hs
Raul

Es difícil comprender en si a que decimos racismo ya que cuando se trata de empresas como saga revisamos al detalle su publicidad pero en otras nos hacemos de la vista gorda, les dejo mi comentario http://raulkahntangoa.blogspot.com/2013/06/hipocresia-social.html

  • 18
  • 08.12.2014
  • 10:11:15 hs
Carlos Agapito

Creo que en este tema NO hay racismo. Las muñecas de ese color son la respuesta de un estudio de mercado. Habría que preguntarse porque los peruanos las prefieren. He visto mas racismo en otros lados, por ejemplo en el estadio de Cusco…y esa gente no es blanca precisamente!!

    • 19
    • 09.12.2014
    • 09:57:19 hs
    Alexander Chiu Werner

    Estimado Carlos, no es bueno justificar las acciones estereotipadas solamente como respuesta a lo que la gente le gusta o prefiere. Sobre este tema la responsabilidad social de una empresa y la ética profesional del comunicador debería romper el círculo vicioso negativo de los estereotipos y dar el ejemplo como muchas marcas hoy en día lo vienen haciendo. Saludos.

  • 20
  • 09.12.2014
  • 11:33:01 hs
christian SPA

La línea se hace cada vez mas delgada. Aquí en nuestro país casi no hay “gringos” ricos, y los “cholos” pobres casi no se discriminan, entonces que tanto es una cuestión de limites étnicos y no mas una confrontación entre diferencias socioeconómicas? Otra idea es revisar los patrones de belleza del mundo (no sólo en el país) y este estereotipo es el que la sociedad persigue, mas aún en los tiempos de nuestra aleda global. Esto es algo que afecta a todos los países (miren EEUU por ejemplo). El marketing se rige por patrones y eso es lo que usan los publicistas. Quizas si empezamos a usar patrones comunes a todos podríamos generar mayor empatía con este tipo de propaganda, pero no hay que olvidar que para vender debes crear en el potencial cliente el deseo que tener aquello que no tiene, y eso definitivamente es tener que usar alguno de esos estereotipos globales que materializar la aspiración del comprador

  • 21
  • 09.12.2014
  • 06:21:18 hs
Julio Ormeno

Siempre es difícil hablar del racismo donde un Cholo, cholea, al otro sin ningún tipo de miramiento. Es verdad decir también el estereotipo de modelos escogidas sencillamente es la realidad de lo que más vende por las características de la raza blanca. El Pueblo Peruano debería sentirse orgulloso de sus orígenes raciales pero todo esto lo desdice al encontrar las preferencias en Ellos de escoger los nombres para sus hijos(as) de los de la raza blanca. Pero este es otro tema que debería de mirarse con detenimiento en otra oportunidad. Por lo tanto no todo se puede traducir en dinero en un País donde la mayoría de su gente proviene de origen índigena, por eso es que discrepamos totalmente con la errada Concepción de la responsabilidad social de la empresa Chilena Saga Falabella de discriminar y no sepan escoger por lo menos una mezcla de razas originarias que tantas abundan en el PERÚ .,entre,negros,asiáticos,blancos,mestizos,cobrizos, etc,etc. No a la Discriminación .Todas estas situaciones lo único que generan es resquemor.

  • 22
  • 09.12.2014
  • 06:41:31 hs
Claudia Medina

Yo estoy de acuerdo de que en el Perú existan publicidades que incluyan cholos, negros, gringos y Chinos, ¿donde dejan a los chinos?, ellos no aparecen en ninguna parte y también son peruanos, exijamos que nos incluyan a todos, pongámonos fuertes para pelear contra esta guerra de racismo por todos lados, todos tenemos que aparecer en las publicidades, flacos, gordos, entraditos en carne, todos, todos, si todos compramos en esas tiendas debemos aparecer y tener un referente en la publicidad, carambas! Quiero verme en una modelo que me pueda representar a mi que estoy gordita, ya me cansé de las flacas que no llenan los pantalones ni los vestidos, y que parecen percheros. Inclusión señores, pongámosnos fuertes para que nos hagan caso, claro que los publicistas van a renegar porque van a tener que cambiar sus parámetros, claro que nos van a llamar guachafos, pero sí, somos guachafos y feos y queremos aparecer en las publicidades.

  • 23
  • 10.12.2014
  • 12:13:06 hs
Daniel

Creo que la gente está opinando sin conocimiento de lo que significa la palabra “racismo”, el mismo artículo no aclara qué es “racismo”, muestra la opinión en lugar de algo exacto.

Explicaré de la siguiente forma: todos tenemos como referencia una tabla de multiplicar y no existe una alternativa para cada persona, nadie aparecerá diciendo que 2×2 es 5, o que para mi 2×2=11 ó 2×2=1, para todos 2×2 es 4. De la misma forma debería suceder con el lenguaje, RAE norma los significados de las palabras y si no estás de acuerdo, utiliza otra palabra que si esté acorde con lo que quieres expresar. Ya existe un parámetro, una norma, existen los ISO y demás, no inventemos significados.

Racismo en RAE significa “Exacerbación del sentido racial de un grupo étnico, especialmente cuando convive con otro u otros”, no hay que meditar conceptos ni dárselas de sofistas. El autor del artículo ha debido empezar su columna aclarando este conecpto para que los lectores tengan un punto de partida general y desde aquí ejercer sus comentarios particulares.

El presente artículo comete el mismo error que el catálogo de Saga, parte de la premisa que el lector conoce o puede llegar a entender lo que el diagramador o escritor tiene en su mente. Veamos como sucede en derecho, cuando las leyes se interpretan a conveniencia y un conductor ebrio que atropelló y mató, puede ser simplemente una persona que no estaba conciente de lo que hacía y por tanto es homicidio involuntario con 5 años de prisión efectiva (y muchas veces en Perú, quizá pase nada).

Si para alguien “racismo” significa “impedirte acceder a un derecho… (blah)”, corrige a la RAE, no a mi. Quizá la palabra más adecuada para ese significado sea “discriminación”, pero nunca “racismo”.

Si la ONU ha dicho esto, pues hasta ellos están mal, porque ellos no norman el lenguaje, sería como que la ONU diga que pi es igual a 3.10.

    • 24
    • 10.12.2014
    • 01:10:53 hs
    Alexander Chiu Werner

    Estimado Daniel, agradezco que busques aclarar el panorama con las definiciones concretas sobre los términos pero recuerda que el lenguaje no es exacto, es imposible pretender que lo sea. Es un buen aporte que incluyas la definición de la RAE, pero a partir de esta se inicia la interpretación. En el derecho sucede exactamente lo mismo: es el arte de la interpretación de las leyes. Saludos.

  • 25
  • 10.12.2014
  • 12:40:36 hs
Alexsandra Salazar

Estoy en contra del racismo..!!! aunque creo que todos en algún momento de nuestras vidas somos racistas..discriminamos En el fondo, todas las personas tenemos un YO racista, aunque sea pequeñito y esto se ve también en comentarios ignorantes, increíblemente ofensivos y racistas.

  • 26
  • 10.12.2014
  • 01:05:46 hs
CesarM

Y dijo Dios: Sea la luz, y fue la luz… y vio Dios que la luz era buena, y separó Dios la luz de las tinieblas… ¿es Dios racista?. La claridad es buena y la obscuridad no lo es, son conceptos que los tenemos desde siempre y desde ese punto de vista siempre van a existir diferencias entre las personas, porque lo tenemos conceptualizado desde hace miles de años… no sería raro que la mayoría de las personas que se expresan en este espacio en contra del racismo, en determinado momento tomen actitudes racistas sin darse cuenta quizá. Respecto a la publicidad, siendo una empresa chilena la tónica no puede ser otra, es una sociedad que vive negando a sus razas originarias, donde los rubios son los que salen en las propagandas, donde a medida que tu cabello y tez va siendo mas oscura los silencios se van haciendo mas profundos… el humano está siempre orientado a la belleza, de una u otra manera la estamos buscando, sería importante determinar la posición real de éste valor en nuestras vidas, creo que por allí podríamos empezar a cambiar…

    • 27
    • 10.12.2014
    • 01:12:30 hs
    Alexander Chiu Werner

    Hola César, gracias por tu comentario. La discriminación es natural e innata. Lo importante es conducir esta discriminación en el sentido que no afecte los derechos fundamentales de los demás. Saludos.

  • 28
  • 10.12.2014
  • 02:21:47 hs
Harry

Ese será el concepto legal de racismo, pero en ciencias sociales el racismo se entiende como la jerarquización social de las personas (o sea, su ubicación en una suerte de pirámide social) en base a criterios como la raza o el fenotipo, aunque también otros, culturales o étnicos.

  • 29
  • 10.12.2014
  • 02:32:50 hs
Harry

Cesar M. Leí tu comentario…, pero hasta ahora no sé qué ch…a has dicho…

  • 30
  • 10.12.2014
  • 05:20:22 hs
Ivan

El racismo existe pero no creo que desaparezca por censurar estas campañas! Irá desapareciendo conforme nos integremos a la comunidad Mundial.
Que salgan niñas blancas, negras o de otro color tampoco creo que haga mas efectiva la publicidad:
Tengo 3 hijos y la razón por la cual escogieron tal o cual regalo no fue gracias a estas campañas:
- Mi hija de 5 años se decidió por un perro robot que hace de todo! le pregunte porque lo quería y me dijo porque no puede tener una mascota en el departamento.
- Los otros que tienen 10 – 13 años vieron los Juegos del hambre y quisieron unos arcos y pistolas nerf para jugar como la película.
Solo pienso que se esta subestimando la inteligencia de los padres y hasta de los niños pensando que “solo comprarán” si se anuncia de esa manera!

  • 31
  • 10.12.2014
  • 05:49:49 hs
richard mori

pero saga falabella siempre ha representado a la clase media pudiente y de mas arriba y no es novedad este racismo que practica ……pero eso no debe desalentar al pueblo peruano…estamos en un mercado abierto hay infinidad de tiendas que pueden tranquilamente suplir los productos “ELITISTAS” de saga falabella…..por que van a sufrir vayan con dignidad a comprar a otros sitios decentes, el hecho que no compres en SAGA no te hace menos hermano peruano,,,,hermano latino..

  • 32
  • 11.12.2014
  • 08:35:51 hs
Roberto

El autor de este post quiere tapar el sol con un dedo. Seguro que esta buscando trabajo, adulando de esta subliminal manera a los blanquitos de Saga Falabella. Más dignidad, si eres peruano.

    • 33
    • 11.12.2014
    • 10:08:48 hs
    Alexander Chiu Werner

    Estimado Roberto, si me dieras argumentos te podría responder, pero si no las hay queda como una simple opinión. Saludos.

  • 34
  • 11.12.2014
  • 11:55:50 hs
KikeClaver

Tal como vamos parece que quienes manejan la publicidad estan convencidos que la publicidad es solo para que participe gente estilizada, de elite, ojos claros y piel clara. Llevan años con esto vea su video http://www.cuandocomoydondequieras.com/ un joven pasea por la Lima blanquiñosa, no hay cobrizos por ahi, debe ser el San Isidro de Madeleine. Comovemos este error no es solo en el catalgo navideño de Saga, desborda racismo en toda su campaña desde años atras, tanto asi que para corregir el error no han podido recurrir a su archivo con imagenes a las cuales recurrir y colocar en su web (vealo ud. mismo, una modelo reconocida abraza dos niños de tez clara, y tratan de montar una niña tercera diferente para decir que son inclusivos). Todo su catalgo de ropa en la que no se ven rostros puedes vermanos, y piernas relucientemente blancas. Habra quien diga que pues a un blanco todo le queda bien, se ve mejor. A ver nadie critica a Ripley con una imagen de muñeca y niña igualmente rubias http://www.ripley.com.pe/webapp/wcs/stores/servlet/producto-TVRipley-10051-ESP-2032161929782-JUGUETES_MUNECAS-INFANTIL

  • 35
  • 11.12.2014
  • 05:51:19 hs
Jorge

Queda decir ,si al consumidor antes de este bulliyng que han hecho a una publicidad, les importaba o no, los medios tambien estan para manipular pensamientos o ideas acerca de algún tema. Pienso que este es el caso, decir que la publicidad de Saga tiene que ver como una discriminación, en realidad me parece una tonteria inventada, claro, de aquellos que se sientes marginados de la sociedad. Me parece que la publicidad solo busca despertar el interes de compra de un determinado producto, ahora si enfocaramos esta maniobra publicitaria con un fin discriminatorio…Que podriamos decir, de los programas Esto es Guerra y demás…Acaso ellos no muestran un biotipo de personas alejados de la realidad?…Entonces de que hablamos?.

  • 36
  • 15.12.2014
  • 11:54:18 hs
Karla

Ya se empezó a llamar a todo lo que “no parece”,”no nos gusta” , discriminación; se está abusando de los significados y cayendo en la huachafería de ver moros por todos lados, que si escogen rubias, muchas rubias,solo rubias, tan solo rubias ……o acaso está prohibiendo implícitamente que compren las morenas, cobrizas, cimarronas, cuaerteronas, etc?

  • 37
  • 16.12.2014
  • 09:24:43 hs
Daniel

Para cerrar el tema, cito textualmente el artículo Fernando Vivas:

El Decreto Legislativo 1044, Ley sobre la Competencia Desleal, en su artículo 18, inciso a, prohíbe los anuncios publicitarios que induzcan “a los destinatarios del mensaje a cometer un acto ilegal o un acto de discriminación”.

Por tanto, debido a que no se definió inicialmente lo que es racismo y discriminación al iniciar este artículo, cabe decir que la publicidad de Saga es discriminación.

El mensaje aduce que sus clientes sólo pueden ser niñas con los rasgos físicos presentados en la imagen en cuestión, esto es exclusión, es decir, discriminación.

    • 38
    • 16.12.2014
    • 11:41:39 hs
    Alexander Chiu Werner

    Estimado Daniel, el DL 1044 refiere específicamente “inducir a los destinatarios del mensaje publicitario a cometer un acto ilegal o un acto de discriminación u ofensa por motivo de origen, raza, sexo, idioma, religión, opinión, condición económica o de cualquier otra índole;”. El tema de inducir es clave porque refiere a una intención principalmente explícita a que la audiencia discrimine. Nuevamente, es una cuestión de interpretación. Saludos.

  • 39
  • 17.12.2014
  • 08:49:20 hs
Fabiola Espinoza

De acuerdo con los puntos expuestos en el artículo. Se hizo una mala elección de personajes, escogiendo muñecas de características físicas con las que la mayoría de peruanos no nos podemos identificar, y como modelos a pequeñas de las mismas características. Parece que Saga olvidó que la mayoría de sus compradores no nos vemos así y que por lo tanto al ver ese tipo de publicidad, resulta difícil, como tú mencionas, sentir empatía.

  • 40
  • 30.12.2014
  • 01:13:59 hs
Carmen

La mejor imagen publicitaria que el ser humano pueda dar es su sonrisa. Todos fuimos formados del mismo barro y somos creación divina. A lo largo de los años las culturas han aportado sus enseñanzas unas a otras y seguirá ocurriendo. Pero al final me doy cuenta que se defiende una raza discriminando a otra….. así no es. Si te amas y te respetas como eres, amarás y respetarás a otros como son. Saludos.

  • 41
  • 31.12.2014
  • 07:17:53 hs
Carlos Raúl Retamozo Chauca

el racismo está presente en todas las esferas, y mas aún en los medios de comunicación, es rarísimo ver una comentarista, conductor, actor, presentador de noticias, etc que se parezca al común de los peruanos, siempre o casi siempre, es distinto, es el parecido mas al “molde” europeo. Pienso que solo a través de una educación inclusiva transversal, se puede cambiar y disminuir los efectos del racismo en nuestra sociedad.

  • 42
  • 31.12.2014
  • 10:47:52 hs
edgar

Es facil, si la empresa no se identifica con el segmento que atiende, simplemente hay que dejar de comprar en esa empresa

  • 43
  • 09.01.2015
  • 09:31:43 hs
su

Me parece que exageran, yo tengo el color cobrizo de una latina, y la verdad que para nada me incomoda ver a las niñas rubias en la publicidad, si las muñecas son rubias tambien…. no sé porque hacen tanto lio. Son las muñecas de moda, si Pocahontas estuviera de moda pondrían a una niña cobriza y nadie tiene porque sentirse mal. Los primeros en excluirse somos nosotros mismos, los de color cobrizo….. pónganse a pensar.

  • 44
  • 14.01.2015
  • 11:30:30 hs
Jaime

Estimado Alexander, el tema es interesante, pero la forma en que lo presentas le da características de madiático. Todo se reduce a un tema comercial y ese estribillo de “racista” y “discriminatorio” es algo que lo escuchamos y no sabemos que es y menos lo identificamos correctamente. Daniel tiene mucha razón al aclararte los términos, pues se debe ser adecuado.
Te preguntaré Alexander lo siguiente: tus hijas o tus hermanas o en tu familia han comprado una muñeca con la figura de la “paisana Jacinta”?. De seguro quisieras poder responderme que sí. Pero tu respuesta es NO. Y sabes pro qué? Porque tienes tus prejuicios y tus patrones sobre la belleza. Que quieras o no, no son otra cosa que aspectos subjetivos de tu ser.
Entonces, Sabiendo Saga o Ripley o los mismos chinos que son los que fabrican las muñecas (que a si tu seas chino, negro, cojo o tuerto) tu ideal de belleza te llevará a elegir un prototipo rubio y de ojos azules, delgada, alta, etc., van a fabricar o vender muñecas con otro estereotipo?. La lógica simple nos conduce a pensar que ellos se limitarán a explotar comercialmente tus “taras” y tus “prejuicios”. Entonces la siguiente pregunta obligada será: Está la discriminación en las acciones de Saga, Ripley o en el fabricante chino? La respuesta es NO. Las taras, los prejuicios racistas y los complejos son tuyos (por decir de todos nosotros los peruanos) que optamos por buscar esa muñeca o ese estereotipo de belleza.
Por qué los perunanos somos tan medíaticos? Por qué nos gusta hecharle la culpa a otros? Por qué nos gusta ser incendiarios?
Las chicas compran cremas aclarantes para el cutis. Será porque no les gusta su color de piel?
Alexander, el problema no es uno de racismo o de discriminación. El problema es uno de IDENTIDAD y segundo, de ser SERIOS y no MEDIÁTICOS.
Buen día amigo y vayámonos a vender chupetes a Alaska.

  • 45
  • 20.01.2015
  • 10:21:47 hs
Gino

Serìa mas coherente con la etnia multiracial que hay en nuestro pais que los chicos y chicas que modelan esten de acuerdo con la gente que vemos todos los dìas, juntos. Serìa mas impactante para los fines del marketing deseado. Hay una pelicula muy interesante de la que pueden aprender “Si yo tuviera 30″ en la parte donde reinventan la revista. Por ùltimo, la jugueteria puede tener la misma concepcion para los fines de un buen marketing, sin que la gente se vea ajena a su realidad cuando abre las revistas de Saga y Ripley.

  • 46
  • 04.06.2015
  • 06:30:57 hs
Gabriel Rodriguez

No pretendamos tapar el sol con un dedo.

  • 47
  • 06.07.2015
  • 09:34:16 hs
FabEru

He leido con detenimiento este articulo y otros articulos vinculados, asi como todos y cada uno de los comentarios de este blog, y de acuerdo a eso sigo sosteniendo que de acuerdo a todas las definiciones que han dado sobre racismo y el “error” que cometio SAGA y digo que…Considero que la empresa por departamento es una empresa libre de querer vender sus productos de la forma en que mejor considere para su beneficio personal. Es una empresa extranjera que quizas no sabia a profundidad el conflicto interno en el cual vivimos. Lo unico que quizo hacer SAGA es vender sus productos que la verdad, no tienen absolutamente nada de malo. las niñas son lindas tal cual lo son las muñecas. SAGA quiere llegar a su publico objetivo, que definitivamente no son los indigenas, cholos o mestizos, sino lo son la gente que tiene poder adquisitivo y que puede pagar un producto como este.
Yo no soy rubia ni de ojos azules como las muñecas del encarte, pero se muy bien lo que soy y lo que valgo y no me siento menos que nadie. Jamas podria ver esa publicidad como racista porque no lo es. Creo que esto va mas alla de como se siente cada uno. Si la persona que ve eso se siente mal es porque es una acomplejada y porque quizas sus caracteristicas fisicas no son las mismas que las del encarte. Creo que vivimos en un pais libre y cada empresa puede poner en su encarte lo que mejor le parezca.
Tambien creo que hay muchas personas que se quieren dar como entendidos de la materia y aprovechan este tipo de situaciones para ganar un poco de fama y publicidad con sus “comentarios”.
El 95% del pais es cholo y pobre y lo seguira siendo siempre. TODOS en algun momento de sus vidas han sido racistas y la gran mayoria tiene la tendencia a minusvalorar las costumbres, inteligencia, trabajo y derecho de las personas y se agarran del solo hecho del color de la piel y su origen étnico.
Dejemosnos de payasadas y en vez de estar mirando a la gente blanca y envidiandola…mejor vayan a un psicologo a subir su autoestima y dejen de criticar a empresas y personas que lo unico que estan haciendo es hacer su trabajo.
para terminar…imaginen solo por un momento todos aquellos otros temas que tienen aun mas relevancia en nuestro pais y que nos separan mas de dejar de ser tercemundistas como la union civil, la educación, el machismo, la delincuencia, el pandillaje, la alta tasa de pedofilia, la cantidad de colombianos sin trabajos corruptos que estan apoderandose de nuestra ciudad con bandalismo y prostitución y el estado les da cabida y hasta residencia para vivir…y los gobernantes que tenemos… por qué mejor no le ponemos los ojos a temas importantes como esos que nos estan socabando el pais?

  • 48
  • 28.02.2017
  • 09:38:18 hs
Ivan

pero son las que mas se venden

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto Stein

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia Rizo Patrón

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Corrupción bajo la lupa

Eduardo Herrera Velarde

Pablo O'Brien

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Tacos Fuertes

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Dominguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño