A Tu Servicio

Luis García Tello

¿Qué es una empresa?

Hace algunos días, me hicieron esta simple pregunta: ¿qué es una empresa y cuáles son sus objetivos?  Las primeras palabras que vinieron a mi mente para responder esa pregunta fueron: personas, propósito y beneficios. Creo que con ellas se puede comenzar las reflexiones para construir una definición de lo que es una empresa.

En primer lugar, una empresa es un conjunto de personas que se ponen de acuerdo para realizar actividades juntas, con la finalidad de conseguir un resultado que no hubieran podido lograr de manera individual. Existe pues este acuerdo para cooperar, para compartir esfuerzos, para crear algo que tendría que ser de interés de todos los que conforman la empresa.

Exploremos este aspecto. Al inicio, cuando alguien crea una nueva empresa, busca personas con quienes asociarse, ¿a quiénes elegir? Dependiendo del tipo de actividad que realizará la empresa, lo lógico es buscar socios que tengan algún recurso necesario para el éxito de la empresa. Pueden ser recursos tangibles como equipos, locales, materiales, dinero; o recursos intangibles como conocimientos, competencias, habilidades o contactos.

Sin embargo, existe algo más importante que los recursos, una condición clave para poder trabajar juntos. Esta condición es la confianza, ¿con quién está dispuesto a asociarse para compartir una nueva aventura?, lo más probable es que prefiera a gente íntegra, que cumple lo que promete; porque sabe que tiene los recursos para hacerlo, pero sobre todo porque percibe que tiene los valores humanos que le permitirán confiarles aspectos valiosos de su empresa, con la tranquilidad de que no le defraudarán.

Algo similar sucede cuando se selecciona personal para una empresa o cuando se evalúa a un nuevo proveedor. Al final, la decisión se basa en determinar si los valores del candidato coinciden con la cultura de la compañía, si comparten los intereses y si es alguien en quien pueden confiar.

Compartir intereses es un elemento que ayuda a construir relaciones de largo plazo. Esto me lleva a la segunda palabra, ‘propósito’. Se ha comprobado que, cuando se trata de movilizar a las personas hacia un objetivo común, el porqué del proyecto es más importante que el qué o el cómo. Los colaboradores apoyan más decididamente un trabajo cuando le encuentra un sentido de propósito, cuando entienden las razones por las que se quiere realizar el trabajo y sobretodo cuando comparten esas razones, cuando tienen las mismas creencias y aspiraciones.

Los integrantes de un equipo de trabajo deben tener diferentes puntos de vista, competencias y habilidades; de esta manera, pueden complementarse entre ellos y eso incrementa la creatividad del equipo, pero, si comparten un mismo propósito, entonces cada quien aporta lo mejor de sí para lograr objetivos comunes.

Lo mismo sucede a nivel de una empresa, el propósito de la empresa, la razón por la que existe, es un aspecto clave para lograr alineamiento y conjunción de esfuerzos. Esto no solo es importante para los integrantes de la empresa, sino también para los clientes externos. Si los clientes comparten las aspiraciones e intereses de la empresa, entonces se facilitará el desarrollo de un vínculo de confianza a largo plazo con la empresa.

Finalmente, ¿cuáles son los objetivos de una empresa?, es aquí donde encaja la tercera palabra, ‘beneficios’. La finalidad de una empresa es generar una utilidad o beneficio para sus clientes, a cambio de obtener un beneficio para los dueños e integrantes de la empresa.

Los clientes externos obtienen un valor al utilizar los productos o servicios que vende la empresa. Conviene ahondar un poco más en este concepto, si los productos están en almacén o en una tienda de exhibición, su valor real es cero. Cuando el producto es vendido, aparece un intercambio económico basado en el precio que paga el cliente. Sin embargo, el valor al que me refiero se genera después, en el momento en que el cliente está utilizando el producto; es en ese momento en que el cliente percibe e identifica si ha obtenido un beneficio o utilidad. En la medida en que logremos generar esa percepción de beneficio de parte del cliente, entonces se fortalecerá el vínculo entre el cliente y la empresa.

Esta generación de valor sólo tendrá un sustento y continuidad en el tiempo, si adicionalmente implica generar un beneficio para las distintas personas que integran la empresa. El beneficio no es solo económico, existen otros atributos que un accionista o un trabajador valoran. Por ejemplo, el desarrollo personal, la oportunidad de trascender y aportar valor al desarrollo de la sociedad, etc.

Ampliando este punto, las empresas deben tomar conciencia de que también tienen la oportunidad y responsabilidad de generar un beneficio para la sociedad en la que operan y esto generalmente está relacionado con mejorar la calidad de vida de las personas.

Tomando como base estas reflexiones, puedo concluir que, una empresa ideal es un conjunto de personas que han desarrollado una relación basada en la confianza, que comparten un propósito común y que se ponen de acuerdo para realizar actividades juntas, con la finalidad de generar un beneficio o utilidad para sus clientes, para las personas que integran la empresa y para la sociedad en la que operan.

COMENTARIOS

  • 1
  • 04.04.2014
  • 02:18:11 hs
Pablo Rubianes

¡Qué claridad del concepto de ‘empresa’! Solamente me permitiría precisar que la generación de valor de la empresa también deberá incluir necesariamente el desarrollo sostenible en beneficio del medio ambiente y de nuestras futuras generaciones.

    • 2
    • 07.04.2014
    • 07:09:46 hs
    Luis García Tello

    Estimado Pablo, buen complemento, muchas gracias por compartirlo.

  • 3
  • 04.04.2014
  • 04:03:05 hs
PABLO ANDAGUA

La perspectiva hacia un enfoque empresarial es mas que un conjunto de personas , es una mision y una vision , todos con un objetivo de un logro llamado servico y desarrollo hacia la excelencia.”Compartir intereses es un elemento que ayuda a construir relaciones de largo plazo. Esto me lleva a la segunda palabra, ‘propósito’. Se ha comprobado que, cuando se trata de movilizar a las personas hacia un objetivo común, el porqué del proyecto es más importante que el qué o el cómo. Los colaboradores apoyan más decididamente un trabajo cuando le encuentra un sentido de propósito, cuando entienden las razones por las que se quiere realizar el trabajo y sobretodo cuando comparten esas razones, cuando tienen las mismas creencias y aspiraciones”.

    • 4
    • 07.04.2014
    • 07:10:04 hs
    Luis García Tello

    Estimado Pablo, muy buen apunte, la misión y visión de una empresa nos reflejan la razón por la que ésta existe. Muchas gracias por el comentario.

  • 5
  • 04.04.2014
  • 09:22:24 hs
Marcelo Rojas C.

¡Excelente definición!. Sin embargo, me confunde el texto: “…. obtenido un beneficio o utilidad. En la medida en que logremos generar esa percepción de beneficio de parte del cliente, entonces se fortalecerá el vínculo entre el cliente y la empresa”.
Creo que al inicial trío: Personas, Propósito y Beneficios, se debe agregar: Utilidad social, y así precisar o diferenciar, el beneficio o utilidad del entrecomillado.

    • 6
    • 07.04.2014
    • 07:10:34 hs
    Luis García Tello

    Estimado Marcelo, mi intención, con esta parte del artículo, es resaltar que los productos o servicios de una empresa, deben generar un beneficio o valor para sus clientes. Un producto, por sí solo, tiene un precio o un costo, pero, el valor para el cliente se determina cuando utiliza el producto.

    Respecto a incorporar la ‘utilidad social’ como un cuarto componente, coincido en que completaría muy bien la definición. Esto nos llevaría a una reflexión mucho má profunda de lo que debe ser una empresa ideal.

  • 7
  • 05.04.2014
  • 05:44:55 hs
Victor

Excelente. Muy claro y bien explicado el concepto.

    • 8
    • 07.04.2014
    • 07:10:49 hs
    Luis García Tello

    Estimado Víctor, muchas gracias por el comentario.

  • 9
  • 06.04.2014
  • 04:30:21 hs
ERIC TAVARA CASTILLO

Excelente articulo por la claridad de los conceptos, al que ciertamente se debe agregar que su desarrollo contribuya a la proteccion y sostenibilidad del medio ambiente.

    • 10
    • 07.04.2014
    • 07:11:13 hs
    Luis García Tello

    Estimado Eric, muchas gracias por el comentario, la protección y sostenibiliad del medio ambiente son aspectos muy importantes.

  • 11
  • 10.04.2014
  • 02:52:45 hs
RUBEN CASAPAICO V.

Muy bueno y claro su articulo; cree que las personas al hacer empresa, debe mantener un equilibrio en sus relaciones, como mantener el bienestar de la familia,parece implicto, pero en la practica se da mucho tiempo a la atencion de la empresa, pensando en los propositos y beneficios ha obtener de la misma.

    • 12
    • 14.04.2014
    • 04:51:58 hs
    Luis García Tello

    Estimado Rubén, este balance que comentas debe ser parte de los valores corporativos. Muy buen punto para la gestión de la empresa, muchas gracias por compartirlo.

  • 13
  • 10.04.2014
  • 08:24:37 hs
Israel Luis Salas Prada

Excelente precisión, una empresa es un conglomerado de personas con habilidades multidisciplinarios que buscan un bien común: alcanzar los objetivos organizacionales; para esto la empresa brinda los recursos necesarios que los colaboradores deberán explotar al máximo, el foco es el cliente.

    • 14
    • 14.04.2014
    • 04:52:16 hs
    Luis García Tello

    Estimado Israel, muy buen complemento, muchas gracias por transmitirlo.

  • 15
  • 11.04.2014
  • 01:30:26 hs
Segundo Cruz

Comparto los comentarios sobre la claridad y la útil reflexión acerca de un componente de mucha trascendencia en toda sociedad, la EMPRESA, relacionada con la generación de riqueza, de diverso tipo, la cual tiene, o debería tener, siempre beneficio para la sociedad. Me parece que a partir de esta definición del concepto EMPRESA, como sociosistema, se puede abordar otros aspectos, incluidos los éticos. Felicitaciones por el artículo.

    • 16
    • 14.04.2014
    • 04:57:20 hs
    Luis García Tello

    Estimado Segundo, muchas gracias. Efectivamente, es una definición que llama a reflexionar sobre otros aspectos importantes.

  • 17
  • 11.04.2014
  • 02:48:34 hs
RAUL FERNANDEZ

Estimados, siempre hay algo que mejorar a la definición de empresa, aunque no directamente pero no menos importante; el entorno. Me refiero a las condiciones que el Estado debe brindar para que esa definición de empresa se plasme y haga realidad: estabilidad macroeconómica a muy largo plazo y otros elementos muy importantes.

Saludos

    • 18
    • 14.04.2014
    • 04:52:39 hs
    Luis García Tello

    Estimado Raúl, coincido en que existen condiciones que puede facilitar o dificultar la gestión de una empresa ideal. Muchas gracias por hacerlo notar.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño