Empresa&Familia

Pablo Dominguez

¿Cuán importante es la “propiedad emocional” en la Empresa Familiar?

El desempeño de las nuevas generaciones en las empresas familiares es determinante para su continuidad a través del tiempo. Por tanto, el ser capaces de generar –sobre todo en los miembros más jóvenes de la familia– un fuerte compromiso, es quizá la característica más relevante en las empresas familiares exitosas. Es así que el compromiso, la participación, e identificación de los miembros jóvenes con los proyectos de negocio de la familia, será la fuente de importantes contribuciones para la familia, la empresa y la sociedad.

Un concepto que se ha encontrado útil para comprender la fuente del
compromiso de los miembros de la siguiente generación es el de propiedad
emocional o psicológica. Muchos la definen como el estado en el que las
personas sienten que la propiedad de la empresa o parte de ella es
suya, y por tanto, responsables de tomar decisiones favorables en el
largo plazo para los intereses de la empresa familiar; aun no siendo
propietarios formales.

Es por tanto necesario ir formando a los jóvenes para que sean “buenos
propietarios”, desde ahora. Por esta formación no nos referimos a la
profesión que hayan elegido, sino a aprender a querer a la empresa, a
identificarse con los valores familiares y a comprometerse con su
misión. Así, la inversión de las siguientes generaciones en: tiempo,
trabajo, ideas, esfuerzo por mantener los valores familiares, dependerá
del grado de propiedad emocional que hayan alcanzado.

“Para que esto sea posible el papel de los padres es clave para
“enamorar” a los hijos del proyecto familiar. Cuando los hijos crecen
deben visualizar en la empresa, a la que quieren, claras oportunidades
para su desarrollo. La clave es la suma de valores tradicionales, que
aportan quienes llevan ya años en la empresa, y la capacidad de
innovación, de quienes se van incorporando al  proyecto de la empresa
familiar. Así, el grado de vinculación con la empresa familiar guarda
una estrecha relación con el éxito y la trascendencia del negocio”.

Un caso práctico de esta formación lo podemos apreciar en una empresa
que al culminar con éxito un proceso de sucesión a la quinta generación,
su consejo de familia asumió como tarea principal preparar a los
“futuros sucesores” (muchos en edad escolar), mediante visitas a las
empresas de la familia.

Una investigación de la Cátedra de Empresas Familiares del IESE encontró
las siguientes dimensiones positivas y negativas en el clima familiar
que inciden en la formación de la propiedad emocional:

Dimensiones positivas

Lograr una íntima familiaridad con los negocios de la familia
Ingreso estructurado y planificado a la empresa familiar
Grado de control sobre la dirección de la empresa

Dimensiones negativas

Experiencias negativas en la empresa
Ingreso informal y/o forzado a la empresa familiar
Falta de control sobre la dirección de la empresa

En el PAD hemos realizado una investigación similar a los participantes
de los seminarios sobre empresas familiares en el 2010 y 2011, y
obtuvimos los siguientes resultados:

Ante la pregunta ¿percibes que tienes un vínculo emocional con la
empresa familiar?
el 71% respondió que  tiene un vínculo emocional muy
fuerte y un sentido de destino compartido con la empresa familiar, sólo
un 8% tiene un vínculo emocional superficial y positivo.

Preguntamos también ¿te sientes identificado con la empresa familiar? y
el 70% respondió que se siente totalmente identificado/a con la empresa
familiar, el 20% se sentía muy identificado, mientras que sólo el 1% se
sentía poco identificado.

Respecto a ¿por qué te sientes identificado con la empresa familiar? el
29% respondió que se sentía identificado con la visión de largo plazo de
la empresa, el 22% con la historia familiar y el 17% con los valores
familiares.

Los que confirman la importancia de mantener y reforzar la
identificación con la empresa familiar, para lo cual la visión, la
historia familiar y los valores resultan ser los factores más
relevantes.

Opcional a tener cuenta:

Finalmente, deseo comentarles que en el próximo mes de octubre,
desarrollaremos con el PAD, un programa enfocado en Empresas Familiares
donde se profundizará  este tema y otros muy relevantes para la empresa
familiar.

COMENTARIOS

  • 1
  • 28.09.2012
  • 07:51:26 hs
Carlos Moreno

Estimado Pablo: Desde hace 15 años inicie un local de venta de hamburguesas en la ciudad de Trujillo con mis hermanos y padres, de inmediato cogió fama y con los años hemos madurado como negocio. Decidí desde hace 4 años dejar el local principal para mis padres y comencé a construir una cadena de hamburgueserias con mi esposa, ahora tengo 4 locales y quiero seguir creciendo e ir construyendo una cadena cada vez mas grande de hamburgueserias. El problema es que mi esposa ahora no quiere y ya no le gusta la idea de continuar con la expansión porque las temporadas bajas lo desaniman y quiere salirse del rubro de comidas. Sin embargo yo estoy convencido de que el crecimiento sólido y con buenas bases disminuye el riesgo de quiebra y hace mas fuerte al negocio, a mas locales mas ganancias. Me gustaría formar una empresa grande con mis negocios y poder dejarles a mis hijos una empresa para que ellos lo continuen… Ahora como hago para concientizar a mi esposa y hacer que ella quiera y ayude a crecer a los negocios que al fin y al cabo son tambien de ella???. En este caso primero tengo que “enamorar” a mi esposa con el proyecto familiar.

A la espera de sus comentarios..

Carlos Moreno

  • 2
  • 30.09.2012
  • 01:40:02 hs
Andres Moreyra

Bueno, muy bueno

  • 3
  • 30.09.2012
  • 11:50:47 hs
Gilmar Arenales

Un tema bastante importante

  • 4
  • 01.10.2012
  • 01:40:48 hs
Tito NovoaFuentes

Me parece interesante este tipo de articulos respecto a las empreas familiares y se debe de cultivar mucho los valores. Muchas gracias por permitirme hacer algun comentario.
Cualquier informacion sobre este tipo de empresas familiares por favor hacerla a mi correo adjunto

  • 5
  • 03.10.2012
  • 11:29:35 hs
Jaime Claros

Definitivamente el tema tratado es de suma importancia en el ciclo de vida de la empresa, razón que explica, porque algunos países tienen empresas de 2da y 3ra generación. En el Perú, esa característica aun no se generaliza. Por ello, muy oportuno este trabajo tanto de Uds. como de las empresas familiares y sus líderes que se tiene que fortalecer la inteligencia emocional familiar y estrategias de forjar y fortalecer una visión compartida de futuro con las generaciones venideras.
Felicitaciones y saludos

  • 6
  • 09.10.2012
  • 05:39:12 hs
José Pool Gonzáles Bringas

Totalmente de acuerdo; la vinculación e identificación con la empresa familiar de parte de las generaciones que en el futuro serán las propietarias y administradores, y que tomarán las decisiones, es un aspecto muy importante para lograr la supervivencia de la empresa, que es finalmente el deseo de todo fundador.

Quisiera poder tener más información respecto al programa que el PAD desarrollará con respecto a Empresas Familiares, les pediría que publiquen el enlace o algún teléfono o dirección de contacto.

Gracias.

  • 7
  • 19.10.2012
  • 08:00:35 hs
Miguel Aliaga

Me gustaria saber sobre cursos acerca de empresas familiares.

  • 8
  • 01.05.2013
  • 09:02:01 hs
Karen

Muy buen post, es importante inculcar a quienes serán los sucesores el entusiasmo y resposabilidad con la que maneja la empresa.
llegué a tu blog, tras investigar sobre empresas familiares, para mi tesis.
slds!

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto Stein

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia Rizo Patrón

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Corrupción bajo la lupa

Eduardo Herrera Velarde

Pablo O'Brien

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Tacos Fuertes

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Dominguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño