Próspero Perú

Gladys Triveño

Superhéroes contra la corrupción

Cuando “los intereses personales, laborales, económicos o financieros de un funcionario entran en pugna con el cumplimiento de sus funciones, hay un conflicto de interés”, según un reciente documento del Banco Interamericano de Desarrollo, titulado Conflicto de Intereses, de Roberto de Michele y Nicolás Dassen.

Lo condenable no es que existan, porque algunos podrían tildarse de inofensivos o solo de naturaleza potencial, sino que no se transparenten, se permita que se conviertan en problemas reales y no se sancionen cuando lo sean.

Hoy ya son 12 países los que pagan la cuenta por el caso Lava Jato, donde decenas de funcionarios públicos se encuentran comprometidos en situaciones de conflicto de interés que califican de actos de corrupción, los cuales vienen enfrentando cuestionamientos con consecuencias judiciales y políticas por su participación en la administración pública.

Y es que según Paul Catchick, citado por Dassen y de Michele, detrás de todo acto de corrupción hay un conflicto de interés que todo indica se menospreció o no se puso en evidencia.

Los hechos muestran que todos los sistemas de prevención de conflictos de intereses fallaron y esto incluye la normativa de ética de la función pública en las entidades del Estado, las directivas de prácticas de Buen Gobierno en la administración pública, los Planes Nacionales de Integridad y Lucha contra la Corrupción, entre otros similares.

No funcionó tampoco buscar un balance entre quienes sostienen que eliminar completamente los conflictos de interés, condenaría al Estado a la contratación exclusiva de funcionarios sin experiencia en los distintos sectores; y, quienes aseguran que debe restringirse la puerta giratoria.

Los casos van desde la omisión al deber de abstención de intervenir en algún caso con conflicto de interés; el favorecimiento a alguna parte interesada con determinada normativa, plazo o procedimiento; la recepción de aportes de campañas electorales; la recepción de coimas para la adjudicación de proyectos, entre otros.

Esto explica y justifica el afán de la atención que hoy despiertan los innumerables casos de funcionarios públicos que proceden del sector privado, para las investigaciones que realizan plataformas de periodismo de investigación como Convoca. Sus notas periodísticas destacan los casos relevantes de puerta giratoria que pueden verse involucrados en conflictos de interés por las posiciones que ocupan en la administración gubernamental, donde indefectiblemente tendrán responsabilidad directa o indirecta sobre la resolución de casos vinculados con empresas con las cuales anteriormente estuvieron involucrados.

El problema es que muchas veces estas investigaciones no cubren la diversidad de situaciones de conflictos de interés que todos los días se presentan en la gestión pública:

  • Intentar colocar a un profesional en puesto clave para los intereses de privados: quien firma los informes legales.
  • Sugerir borrador de norma para intentar influir en su aprobación.
  • Tratar que la más alta autoridad de una entidad pública atienda a una de las partes en una controversia administrativa, sin la presencia de los funcionarios responsables de resolver la controversia.
  • Presionar a las más altas autoridades de otros sectores para influir en la decisión de otro sector.
  • Influir en funcionarios para que omitan deberes de función en la tramitación de sanciones y así lograr su prescripción.
  • Influir en funcionarios para que omitan deberes de función en la atención de procesos de defensa del Estado.
  • No cumplir con norma que impide a familiares ser proveedores por sí o por terceros de organismos del Estado.
  • Utilización de bienes del Estado para beneficio personal.
  • Otros

La lista podría ser interminable y solo con leer estos ejemplos resulta claro que todo esto está fuera de estadística de lo que ha sido transparentado, descubierto y menos aún sancionado.

¿Cuál es la solución?

El estudio del BID plantea reformas para incrementar la efectividad de las políticas de prevención de conflictos. Según sus autores, las políticas que funcionan tiene tres elementos claves que lo hacen: (i) marco legal, (ii) órgano de aplicación) y (iii) las declaraciones juradas o patrimoniales.

El análisis que hace el estudio señala que las normas sobre ética en la gestión pública suelen ser muy buenas, pero el problema es la institucionalidad que está detrás y que tiene a su cargo hacer cumplir esas normas.

Claramente, siempre hay espacio para mejorar la legislación para poder visibilizar mejor los conflictos de interés, que haya más transparencia incluso de aquello que parece inofensivo, se introduzcan mecanismos y procedimientos para resolver los conflictos, las sanciones sean más drásticas, entre otros.

Sin embargo, la integridad en la gestión pública no es un asunto de leyes sino de que los funcionarios prefieran hacer las cosas correctas y correctamente. Además, las que existen ahora no funcionan, de lo contrario habría estadística de todos los funcionarios que han sido sancionados por irse a trabajar a las empresas privadas a las que anteriormente regularon o fiscalizaron.

Probablemente, eso explique también que la población se aferre a personajes como el fiscal José Domingo Pérez o el juez Richard Concepción Carhuancho como líderes de la transformación de una administración pública que se considera afectada por la corrupción.

Más allá de códigos de ética o planes anticorrupción, hoy el imaginario popular los percibe como los “súper héroes” que inspiran a las personas a pensar que es posible hacer las cosas correctas en la administración pública, aun cuando en algunos casos sus decisiones parezcan extremas.

Por suerte no son los únicos. Stan Lee, quien fuera creador de famosos superhéroes, podría haber encontrado grandes personajes entre los miles de funcionarios públicos honestos que se levantan todos los días dispuestos a hacer lo mejor posible su trabajo.

Y ese cuerpo de funcionarios públicos íntegros que sirven a nuestro país, sin esperar ser reconocidos, son los primeros que quieren que se introduzcan mecanismos para evitar que se produzcan conflictos de interés que lleven a actos de corrupción como los que se están visibilizando. Quieren tolerancia cero con los conflictos de interés que no se transparentan y se resuelven, pero sobre todo con la impunidad.

El presidente Martín Vizcarra tiene el reto de apostar por fortalecer la reforma del Servicio Civil, por mostrar a la sociedad que son más los casos de funcionarios íntegros que los de aquellos que aparecen en las páginas policiales e introducir en la legislación los candados necesarios para que no se repitan las secuelas que está dejando en la sociedad el caso Lava Jato.

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño