Próspero Perú

Gladys Triveño

Tiempo de GASTAR

Es seguro que mientras lee este post estará preocupado por el futuro a causa del COVID-19, pero también es probable que esas reflexiones las esté haciendo desde una vivienda cómoda y teniendo alguna seguridad financiera que lo respalde.

Ahora piense en el taxista, el cobrador de combi, el ayudante de cocina, el electricista, el gasfitero, el lavador de autos, la señora de limpieza que trabaja por días en diferentes casas, los ambulantes, los jaladores, las personas que trabajan en las peluquerías a destajo y la lista continúa. Imagine que varios de ellos financian la insulina de alguno de sus padres, ayudan con los estudios de los hermanos o la terapia de alguno de sus hijos con discapacidad.

Millones de peruanos, antes del coronavirus, ya estaban a solo un mal día, una enfermedad o un accidente del colapso financiero. Con el coronavirus, su situación es doblemente grave.

Roberto Chang y Andrés Velasco en un reciente artículo publicado en Proyect Syndicate, señalan que América Latina tiene la buena suerte de estar unas semanas detrás de la propagación de la pandemia, respecto a Asia y Europa y que eso le debía permitir poder tomar decisiones rápidas y audaces.

Sin embargo, la pandemia nos encuentra con un Estado al que año tras año le decían que debía ser “pequeño” y se terminó volviendo –en muchos casos- ausente y cuya “debilidad” lo hizo permisivo con la corrupción. Todo esto ha profundizado las limitaciones para generar bienestar para los ciudadanos. Para nadie es un secreto que la educación y la salud en nuestro país enfrentan muchas dificultades y en medio de una pandemia como la que estamos viviendo, estas se convierten en amenazas.

Felizmente, aprovechando la ventaja temporal que refiere Chang y Velasco, el gobierno asertivamente ha apostado desde un principio por la CONTENCIÓN del COVID-19 y todas las medidas que ha dictado han estado orientadas a lograr ese propósito porque lo que está en juego es el colapso del sistema de salud. El país no tiene suficientes Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) y respiradores mecánicos para tratar a los pacientes contagiados en estado más grave, lo cual podría –en un escenario crítico- llevar al sistema de salud a tener que elegir entre los ciudadanos en peores condiciones: a quién se proporciona oxígeno y a quién no.
Corea del Sur y Alemania son dos países que con matices y diferencias han hecho visible la importancia de tener un estado fuerte para enfrentar una pandemia como la que estamos viviendo. La primera, ha afrontado la pandemia comprometiéndose con el bienestar de sus ciudadanos: los enfermos y sobre todo, el personal de salud encargado de su atención (a estos últimos les ha garantizado adecuados elementos de protección). También ha mostrado una gran capacidad operativa para masificar las pruebas de diagnóstico y con ello tener información transparente sobre la evolución de la pandemia. La segunda, caracterizada por su capacidad para afrontar grandes desafíos, siguió el ejemplo de Corea del Sur en lo relativo a las pruebas de diagnóstico y mientras en Corea se hacen 70 mil al día, en Alemania llegan a las 160 mil. Gracias a ello, tienen claro que se acercan a los 25 mil infectados, pero solo 92 fallecidos (una mortalidad de 0.3% en comparación con 8.5% de Italia)
Pero hay otro dato importante respecto a Alemania que es el que tiene que ver con el propósito de esta nota. En el último discurso de la Canciller Merkel antes de entrar en cuarentena, su mensaje fue que “iba a hacer todo lo posible por defender la salud de los ciudadanos, las empresas y los empleos”.
En el Perú no tenemos un Estado fuerte como el coreano o alemán, pero hay que reconocer que el gobierno ha dado algunos pasos que van en esa línea: ha anunciado compras de pruebas de diagnóstico, ha puesto en marcha la entrega de un bono de S/380 a población considerada en situación de pobreza y pobreza extrema, ha dado una prórroga para el pago del Impuesto a la renta, ha creado un fondo MiPyMe adicional por S/300 millones para acceso a crédito en condiciones blandas y ha facultado a las empresas a aplicar el teletrabajo y, de no ser posible, que se otorgue licencia con goce de haber.
Sin embargo, el problema es más grande y para esos millones de peruanos que están afrontando su inminente colapso financiero es como recibir un mejoral para aliviar una crisis nerviosa. Estos peruanos necesitan la mano firme y generosa del Estado.
Esto significa moratoria de pago de hipotecas, alquileres, servicios públicos, tarjetas de crédito, medidas para la preservación del empleo, factoring sin comisiones para MyPEs e independientes tanto de facturas como recibos de honorarios; y, transferencias económicas para gastos de alimentación.
A las empresas de mayor tamaño no se las puede obligar a ser empáticas o generosas. Algunas lo serán y otras no.
Pero el Estado puede pedir contribuciones extraordinarias o ejercer el derecho de cobro de acreencias pasadas. También puede acercarse al empresariado, cuando sea necesario, con la confianza de haber financiado históricamente el éxito de los grupos económicos más grandes del país, facilitando la adquisición de bancos, puertos, empresas de servicios públicos o hasta el otorgamiento de cuotas pesqueras a costo cero.
Hoy es momento de invitar al empresariado a recordar, reconocer y a ponerse la mano al bolsillo, no con engañamuchachos sino con acciones concretas y efectivas que eviten el colapso financiero de esos millones de peruanos.
La Ministra María Antonieta Alva lo está haciendo muy bien. Es seguro que ya hizo algunas de estas invocaciones. Lo único que hay que hacerle saber desde todos los espacios posibles es que lo que está haciendo es lo correcto y, además, lo humano.

Para quienes se preguntaban para qué servía la disciplina fiscal y la acumulación del Fondo de Estabilización Fiscal (FEF). La respuesta es, para este tipo de situaciones.

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño