Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Precios de medicamentos, la falta de información y el poder de la compra pública

En los últimos días se vienen analizando las dificultades que afronta la población para acceder a medicamentos. Algunos ángulos de opinión, incluso desde el Poder Ejecutivo, sugieren “soluciones” regulatorias, tales como la fijación de precios de referencia o la obligatoriedad de contar con inventarios mínimos de productos genéricos.

Es cierto que el acceso a medicamentos por parte de la población debe ser una de las prioridades del país. Sin embargo, la sola existencia de un problema para acceder a medicamentos no habilita a promover cualquier tipo de medida regulatoria como pretendida solución y menos unas tan intervencionistas como la fijación de precios, el establecimiento de precios de referencia o la exigencia de determinados inventarios.

Debe recordarse que, desde hace muchos años, existen principios y criterios de calidad regulatoria promovidos por la OCDE y acogidos en nuestro país, con el fin de asegurar que las soluciones regulatorias que se proponen superen siempre un análisis de necesidad, idoneidad y proporcionalidad. En suma, que la regulación propuesta se encuentre justificada y no sea contraproducente para la sociedad.

Sobre el problema de acceso a medicamentos, en la actualidad, existen factores relevantes que son capaces de limitar la eficiencia y que la competencia entre empresas en este sector se vea reflejada en una mayor y variada oferta de medicamentos, incluso a menores precios.

Estos factores limitantes son, entre otros: i) barreras legales impuestas por las entidades públicas al momento de tramitar la importación y comercialización de productos farmacéuticos; ii) falta de información sobre las características y la disponibilidad de medicamentos en general y de medicamentos genéricos en particular; y iii) escasa información centralizada sobre los precios de los medicamentos en los distintos establecimientos farmacéuticos. Una política pública activa en resguardo del acceso a medicamentos debería privilegiar el levantamiento de estos factores limitantes.

Frente a las voces que exigen más regulación (incluidos recientes proyectos normativos), debe notarse que el nivel actual de precios y la disponibilidad de medicamentos son el resultado de un mercado que no estaría explotando todas sus oportunidades en la producción, importación, distribución y comercialización de medicamentos, teniendo debidamente en cuenta las necesidades de bioequivalencia[1].

Siendo ello así, sugerir la intervención directa (mediante la fijación de precios o la obligatoriedad de contar con inventarios mínimos de productos genéricos), sin mirar más allá, implica una visión cortoplacista y reducida del problema, que tampoco reflexiona sobre las posibles consecuencias negativas de una regulación directa que puedes ser ineficiente.

Pero, además, la fijación de precios o la obligatoriedad de contar con inventarios mínimos de productos genéricos pasa por alto un problema mayor del que la administración pública sí es responsable directo: la falta de aprovechamiento de la escala de compras por parte de las entidades públicas (MINSA y EsSalud, entre otras) y el desabastecimiento de medicamentos e insumos médicos en los centros de salud.

Si el Estado asumiera con transparencia y responsabilidad la posición privilegiada con la que cuenta -en su posición de comprador- y abasteciera de manera óptima los establecimientos de salud de todo el país, más de la mitad de los asegurados (57%) no estarían obligados a adquirir medicamentos, con un escaso poder de negociación individual en establecimientos privados. Es más, a mayo de este año, el MEF reportaba una ejecución del presupuesto de medicamentos inferior al 20%, es decir la mitad de lo que debería haberse gastado a la fecha.

Aunque este es un panorama complejo, podría revertirse si se reforzaran los procesos de adquisición de medicamentos a cargo del Estado con, al menos, dos acciones contundentes: i) tomar el conocimiento real de la demanda nacional como base para la planificación de inventarios; y ii) incorporar mecanismos transparentes e innovadores de contratación, aprovechando las economías de escala en la compra que corresponde al Estado, de modo que se ejerza un mayor margen de negociación sobre las condiciones comerciales ofrecidas por los proveedores de medicamentos.

No parece adecuado, en consecuencia, optar por medidas normativas poco reflexivas , que no solo obstaculizarían las sanas dinámicas del mercado, sino que pueden incluso empeorarlas. No se debe reducir un problema estructural y neurálgico -como es asegurar el acceso a los medicamentos- a una simple discusión sobre fijación de precios o de inventarios mínimos que, en una economía de mercado, deben ser determinados por la interacción libre de la oferta y la demanda.



[1] Sobre esto último, deben considerarse las limitaciones de nuestro marco regulatorio en el aseguramiento de la calidad, seguridad y eficacia de los medicamentos genéricos que son autorizados para comercialización en nuestro país. Al respecto, cabe recordar que, recién en marzo de este año, entró en vigencia el Reglamento que regula la Intercambiabilidad de Medicamentos, aplicable en esta etapa inicial únicamente a 5 principios activos referidos a 7 productos farmacéuticos. Ello significa que no es posible garantizar ni asegurar técnicamente la equivalencia terapéutica de más de la gran mayoría de medicamentos genéricos aprobados para comercialización en el mercado peruano. Siendo ello así, no resulta adecuado imponer obligatoriedad de stocks mínimos de medicamentos genéricos no intercambiables con el producto innovador.

 

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Liderazgo con ciencia

Mauricio Bock

Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño