Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Lo que no debemos permitir sobre la Sunedu

El balance sobre la existencia y el ejercicio de funciones de la Superintendencia Nacional de Educación Universitaria – Sunedu es positivo. Sin embargo, en el momento actual, apreciamos iniciativas legislativas dirigidas a desactivar y/o a neutralizar los efectos de la función pública que ha cumplido en la búsqueda de un sistema universitario de calidad.

La función principal de la Sunedu, ejercida en los últimos años, es el “licenciamiento para el servicio educativo superior universitario”, lo que implica “verificar el cumplimiento de condiciones básicas de calidad[1] para ofrecer el servicio educativo superior universitario”[2]. El licenciamiento no implica un conjunto de condiciones que se cumplen una sola vez. Se trata de una autorización temporal que debe ser renovada periódicamente, de comprobarse que se mantienen y se mejoran los estándares. Esta es la clave para establecer y asegurar un sistema universitario que entregue educación de calidad a los estudiantes, con mejora continua, en el país. Se prevé que los primeros procesos de renovación se inicien en octubre de 2023.

Quienes conocemos la materia, sabemos que los procesos de licenciamiento a cargo de la Sunedu han obligado a las instituciones educativas a mejorar sus estándares de calidad y/o a consolidarlos en un alto nivel. El cumplimiento de las condiciones básicas de calidad es una plataforma de motivación para que las universidades que desean el licenciamiento lleven a cabo mejoras significativas, lo cual exige mantener su estándar a las universidades ya licenciadas.

Actualmente, dirijo una facultad de Derecho y Ciencias Sociales y puedo atestiguar que tener a la vista una próxima renovación de licenciamiento institucional es un acompañamiento ideal para -sobre la base de condiciones básicas de calidad reguladas- construir procesos educativos con estándares mayores y acreditados internacionalmente en beneficio de nuestros estudiantes.

Debe notarse que, bajo el marco de las exigencias antes indicadas, objetivamente la investigación universitaria en el país ha incrementado su calidad y su cantidad. Hemos pasado de 1770 publicaciones académicas en Scopus (2014) a 5823 (2020) y de 576 publicaciones universitarias en Web of Science (2010) a 5432 (2020). Es innegable el avance. Y está claro que nuestro sistema universitario debe mejorar continuamente en este aspecto.

Es cierto que, en una economía social de mercado, como regla general, no se exige a instituciones o empresas que ofrezcan bienes y servicios de determinada calidad. La calidad, al igual que el precio, debe determinarse como consecuencia de la libre interacción de la oferta y la demanda. Se entiende que las instituciones o empresas dedicadas a la educación universitaria debieran tener los incentivos suficientes para prestar un servicio de calidad y así lograr la preferencia de los estudiantes y sus familias para que decidan postular y matricularse en sus universidades. Sin embargo, la regulación a cargo de la Sunedu asume que en el servicio educativo existe un interés general y legítimo consistente en que las universidades aseguren condiciones específicas o condiciones mínimas de calidad que deben ser probadas, mantenidas y mejoradas. Salvando distancias, se trata de un interés general y legítimo que se ubica en el mismo plano que aquél que respalda la regulación legislativa y reglamentaria que establece o condiciona determinados niveles de calidad, por ejemplo, en el sector alimentario, el sector salud y el sector transporte, entre otros.

Lo que no debemos permitir sobre la Sunedu es que se desactiven y/o neutralicen los efectos de su función pública dirigida a asegurar un sistema universitario de calidad, como persiguen determinados proyectos de ley que se han presentado y se discuten actualmente en el Congreso de la República. Como sociedad civil no debemos permitir que el trabajo de esta institución, que impulsa un sistema universitario de calidad, vuelva a fojas cero. Lo que sí debemos exigir a esta institución, como corresponde a toda autoridad, es consistencia en sus decisiones y opiniones, así como un permanente trato igualitario y equitativo para todas las instituciones universitarias. Asimismo, existen algunos aspectos en la Ley Universitaria vigente que merecen ser perfeccionados para mejorar el sistema.

Respecto de las universidades a las cuales la Sunedu no ha otorgado licencia para prestar servicios educativos universitarios, corresponde que esta evalúe con celeridad, de acuerdo a ley -pero sin plazos extendidos por el Congreso- sus nuevas solicitudes de licenciamiento; y, que emita decisiones justas para aquellas que, de ser el caso, hayan corregido el rumbo y cumplan con las condiciones básicas de calidad que, actualmente, son más exigentes y resultan aplicables a nuevas universidades. Y es claro que aquellas universidades que no las cumplan deberán recibir una nueva denegatoria.

 

 


[1] Cfr. Artículo 13 de la Ley Universitaria – Ley 30220.

[2]Ley Universitaria – Ley 30220

Artículo 47. Modalidades para la prestación del servicio educativo

47.5. Todas las modalidades deben cumplir condiciones básicas de calidad que aseguren la prestación de un servicio educativo de calidad. Para ello, la SUNEDU establece las condiciones básicas de calidad, comunes y específicas que deben cumplir los programas de estudios en todas sus modalidades y autoriza la oferta educativa para cada universidad cuando conduce a grado académico o título de segunda especialidad profesional.

 

 

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Marca Personal 360º

Silvia Moreno Gálvez

Creatividad al natural

Andrés Briceño

Mindset de CEO

Carla Olivieri

Clic Digital

IAB Perú

Market-IN

Jose Oropeza

Cuadrando Cuentas

Julia y Luis

Liderazgo con ciencia

Mauricio Bock

Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Fuera de la caja

María Camino

Orquestación Estratégica

Dr. Diego Noreña

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Verónica Roca Rey

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Profesor de ESAN Graduate School of Business Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño