ReinventaRSE

Elsa del Castillo

La web corporativa y la RSE

En la actualidad, el mercado reclama a las empresas mayor transparencia en la comunicación de los resultados de su gestión. Las empresas han pasado de ser percibidas como entidades que actúan únicamente en favor de los accionistas, a ser consideradas organizaciones que poseen obligaciones más amplias hacia la sociedad y sus diversos actores.

A
diferencia de lo que podemos pensar, esta mirada al rol empresarial no es tan
reciente pues, ya desde mediados del siglo pasado, Davis & Blomstrom (1966) anotaban que los empresarios debían aplicar criterios de responsabilidad social y considerar
las necesidades e intereses de otros que podían
estar afectados por las acciones del negocio. Al hacer esto, estarían mirando más allá de los intereses económicos y técnicos de la empresa para pasar a preocuparse por la buena
gestión de las relaciones con los
principales grupos de interés.

Ahora
bien, cualquier iniciativa de las corporaciones de adquirir confianza y
legitimidad pasaría por trabajar en su capacidad
de comunicarse con su entorno, por responder a las demandas de los grupos de
interés y obtener así la legitimidad requerida para operar. Es así que, el reto de incluir otros actores a los que considerar
en la gestión y, luego, rendirles cuentas
sobre lo hecho generó la necesidad de concebir
estrategias de comunicación diversas. La amplia
proliferación de las páginas web corporativas favoreció el uso de un nuevo canal de información e interrelación (esto último intensificado con las herramientas Web 2.0). 

El
internet ha brindado facilidades para que las empresas se acerquen a sus grupos
de interés y den a conocer de forma
directa sus responsabilidades sociales, sin embargo, el internet también ha creado nuevas dificultades en la comunicación empresa-grupos de interés.
Algunos estudios muestran que, a pesar de que muchas empresas incluyen
información de RSE en sus páginas corporativas, la mayoría
de las veces el material de RSE se encuentra escondido en lugares difíciles de alcanzar o se incluye en archivos difíciles de descargar (Chaudhri & Wang, 2007). En este
sentido, se destaca la importancia tanto del contenido de lo reportado, como de
la ubicación y del nivel de acceso de la
información.

A finales
del año pasado presentamos un
estudio que analizó las páginas web de 86 grandes empresas que operan en el Perú, clasificadas en 7 rubros de actividad: Financieras,
Aseguradoras, Consumo Masivo, Industrias Manufactureras, Servicios,
Distribuidoras y Empresas de Tecnología. La finalidad de este
trabajo fue conocer cómo comunicaban sus enfoques y
acciones de RSE.

En la
muestra analizada se encontró que las empresas de consumo
masivo y las industrias manufactureras tendían
a comunicar de manera más integral la información sobre su RSE y declaraban principios, planes y políticas que regían sus actividades, mientras
que las aseguradoras y también las empresas de tecnología, en su mayoría, presentaban limitaciones en
la comunicación de la RSE. Asimismo, fue
posible verificar que, en el caso de
las empresas financieras, había un mayor interés en comunicar sus prácticas de gobierno corporativo
(sobre todo en lo referido a su relación con el accionista), mientras
que en el caso de las empresas industriales y de consumo masivo había, en general, una mayor tendencia a comunicar sobre sus
iniciativas sociales y sobre los resultados de su gestión medioambiental.

A nivel
general, se observó que un número relativamente bajo de empresas compartía reportes específicos sobre RSE y que, quienes
sí lo hacían, principalmente compartían
su Memoria Anual para comunicar sus actividades. El análisis de estas 86 páginas web nos permitió concluir que el ámbito de la RSE más tratado era el de las relaciones con la comunidad y que,
por el contrario, muy pocas empresas compartían
con el público qué acciones desarrollaban para gestionar de manera
responsable su interacción con la cadena de suministro.

¿Porqué la heterogeneidad en la comunicación por vía virtual? En primer lugar,
habrán empresas con niveles
diversos de implementación  de RSE lo que evidentemente condicionará la proclividad a comunicar. Por otra parte, es evidente
que ciertos sectores de actividad empresarial experimentan niveles diferentes
de sensibilidad frente al escrutinio público, aunque por razones
distintas. Por un lado, las empresas de consumo masivo basan su negocio en el
comercio retail, lo que las obliga a mantener una imagen corporativa positiva
ante el mercado amplio para evitar el deterioro de sus marcas y para fidelizar
a sus clientes. Por otra parte, en el caso de la industria, entre las cuales se
encuentran muchas empresas extractivas, nos encontramos ante un sector que, en
el caso peruano, ha experimentado conflictos sociales y ambientales, poniendo
en muchas ocasiones en peligro su reputación. Esto las ha llevado a tener
que desarrollar mecanismos de rendición de cuentas y de diálogo con diversos actores mucho más sofisticados, para preservar la licencia social. En este
sentido, debido a su impacto ambiental y social, estas empresas necesitan informar
acerca de la calidad de sus operaciones y de su estrategia para mitigar daños y beneficiar a la población
(sobre todo en la zona de influencia) en retribución a los recursos aprovechados en esa zona.

En términos generales, el estudio muestra que en el caso de las
empresas peruanas analizadas, internet no ha sido utilizado en forma
generalizada para reportar sobre RSE y, más aún, muy posiblemente las prácticas
de RSE y su alineamiento con la estrategia del negocio aún sean temas a los que hay que dar mayor énfasis para promover un comportamiento responsable en el
empresariado peruano. Una vez que estas prácticas se implementen, muy
probablemente serán mejor reportadas a los
grupos de interés, fortaleciendo las
necesarias relaciones de confianza entre empresa y sociedad. Toca a los
expertos medir cómo afecta la transparencia en
la información y la rendición de cuentas a la reputación
corporativa.

COMENTARIOS

  • 1
  • 26.09.2012
  • 12:08:51 hs
Elsa Del Castillo

Estimados Yori y Franklin, gracias por los comentarios. La incorporación de la RSE en la gestión empresarial implica un proceso de aprendizaje. Lo importante es que las empresas aclaren sus dudas sobre estos conceptos y se valgan de experiencias previas para avanzar de manera más efectiva en su implementación. De allí la importancia de compartir las buenas prácticas.

  • 2
  • 25.09.2012
  • 10:48:47 hs
yori cisneros cuellar

Este articulo demuestra que no todas las empresas estan comprometidos en difundir la RSE de manera transparente. si bien es cierto que tiene dificultades en definir /diseñaar los objetivos claros de lo que las empresas desean hacer por RSE. La pregunta salta a la vista. las empresas tiene temor, dificultades, limitaciones para implementar/difundir la RSE

  • 3
  • 26.09.2012
  • 03:12:23 hs
Felipe Aguirre

El compromiso por llevar a cabo programas de Responsabilidad Social Empresarial no siempre es genuino y muchas veces ha devenido en simple “marketing empresarial”.
Este fenomeno no es limitado a las empresas pequeñas, sino tambien existen inconsistencias en empresas denominadas “grandes”.
Ello puede explicar, en algunos casos, el temor a ser expuesto en la inconsistencia.
En otros casos, existen genuinas empresas comprometidas con la RSE, que precisamente hacen dichas acciones sin tanta pompa y vanidad. Simplemente, lo tienen claro y lo consideran critico como factor de exito en su entorno. En estos casos, posiblemente la discreta difusion tenga mas bien un sabor a genuino compromiso, mas que a un alarde de marketing.
Al fin y al cabo, la RSE es un asunto de ETICA.

  • 4
  • 25.09.2012
  • 05:36:43 hs
Franklin Calle Zapata

Buen día:

Excelente artículo, una simple recomendación.. si en el título del artículo hubiese ido: Responsabilidad Social Empresarial en lugar de: RSE (mejor si hubiesen mostrado los dos).. muchas más personas se hubiesen interesado en leer el artículo, que de por sí, nos dice lo importante que es este factor RSE, para la supervivencia, credibilidad, rentabilidad de las empresas, que en mi humilde parecer, de todas, tanto las privadas como las estatales. Esto merece todo un estudio de investigación. Felicitaciones y Bendiciones a Dra. del Castillo, excelente aporte.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño