ReinventaRSE

Elsa del Castillo

Las dos caras del mercado laboral ejecutivo: la empleabilidad y la búsqueda de talento

Un estudio que analiza 720 compañías en más de 2200 segmentos de mercado en áreas geográficas alrededor del mundo nos indica que las empresas que actúan en mercados emergentes como el nuestro han logrado en los últimos años un crecimiento promedio anual en ingresos del 23.9%, frente al 10.7% logrado por empresas que operan en los mercados desarrollados (McKinsey Quarterly, agosto 2012). Y el Perú resulta ser una de las economías emergentes más interesantes en la actualidad.

En épocas de crecimiento de la economía, el mercado local presenta grandes oportunidades. En este escenario, un factor que se convierte en clave es evitar que se produzca la escasez de profesionales capacitados. El talento experto no se puede improvisar en corto plazo y si no se trabaja por la mayor empleabilidad de los profesionales locales, se puede frenar el impulso de las empresas.

En el Perú, la demanda de contrataciones de ejecutivos este año será entre 8% y 15% superior a la del año anterior, nivel que a su vez había crecido en relación al año previo (J. Velaochaga, Transearch, El Portal de Capital Humano). Ernesto Rubio, de Right Management Perú anota que, según la Encuesta de Expectativas de Empleo de Manpower, los sectores más optimistas este año en cuanto a demanda son banca, finanzas, seguros y bienes raíces. A ellos le siguen minería, construcción y manufactura (Diario Perú21, 09.01.12). Más aún, varios entendidos señalan que hoy los ejecutivos son reclutados para posiciones en sectores de actividad distintos a aquellos donde desarrollaron su experiencia previa, lo que agrega una mayor gama de posibilidades de contratación.

Este escenario genera una agenda de trabajo importante para diferentes actores. Desde la oferta laboral, es decir, desde los ejecutivos, hay un importante interés por prepararse para ser más empleables. Además de la experiencia acumulada,  hay que ocuparse de la capacitación y actualización. Cubierto esto, cobra relevancia la habilidad de este profesional por emplear los canales adecuados para vincularse con la demanda laboral. En este caso, las empresas especializadas en servicios de colocación tienen mucho que aportar, así como las bolsas de trabajo de las escuelas de negocios. Sin embargo, toma particular importancia la capacidad que desarrolle el propio ejecutivo de establecer una buena red de contactos y de generar un relativo dominio de las redes sociales, que hoy se constituyen en un canal cada vez más utilizado para el reclutamiento (LinkedIn, Twitter, Facebook).

LHH-DBM Perú realizó este año un estudio sobre el rol de las redes sociales en la búsqueda de talentos en una muestra de 1286 ejecutivos locales. Encontró que el 78% de los ejecutivos encuestados considera que las redes sociales son utilizadas para la búsqueda de talento;  92% buscó referencias en LinkedIn, el 68% buscó referencias en Facebook y 11% buscó referencias en Twitter. En cuanto a los ejecutivos de recursos humanos, el 71% afirmó haber usado alguna red social para la búsqueda de talento, sobre todo para posiciones de jefaturas y gerencias intermedias.

Una infografía muy buena presentada en @Mashable (http://t.co/xyLWjndq), nos hace recordar que en el siglo XIX fue el ferrocarril el que permitió que las personas accedan a nuevos empleos, más allá del autoempleo familiar. Más adelante, en la década de 1950, época de postguerra, surge la demanda por los profesionales de oficina (white collars) y aparece la necesidad de preparar los perfiles personales a través del CV (Curriculum Vitae). En 1983 se populariza el facsímil para el envío de estos documentos y en 1989 empieza a usarse el correo electrónico para difundirlo. En 1999 empiezan a aparecer en internet los posts de perfiles y plazas y los profesionales empiezan a acostumbrarse a aplicar a posiciones por esta vía. Finalmente, desde 2010, se populariza el uso de las redes sociales, las entrevistas por Webcam y, según refieren, a partir de ese momento los postulantes a estos empleos tendrán que dar cuenta de sus habilidades blandas a través de piezas de multimedia donde muestren el tipo de acciones y proyectos en los que participan (el postulante tendrá que mostrar su carisma, su sensibilidad social, su capacidad comunicativa y su personalidad con hechos observables, más que con palabras).

Si esto es así, los profesionales tendrán que trabajar su “identidad virtual” a través de una estrategia de presentación en las redes sociales y tendrán que segmentar a sus empleadores-objetivo para luego elegir las vías de llegada a la demanda laboral más eficientes. 

Ahora bien, aunque los retos tecnológicos pueden atraer nuestra atención, no debemos olvidar algunos temas fundamentales:

  • Nuestra reputación laboral se construye en base a nuestra trayectoria. Por lo tanto, la experiencia acumulada y los logros que podamos exhibir son importantes. Así se entiende la relevancia de las referencias de otros profesionales.
  • En procesos de selección de personal, no solo la empresa selecciona un candidato. El profesional debe saber evaluar a la organización que lo convoca. Se trata de confrontar expectativas en ambos sentidos y de entender si hay coincidencias en cuanto a valores organizacionales y valores personales. El candidato debe aprovechar las entrevistas de selección para comprender si el equipo humano con el que trabajará agregará valor a la experiencia laboral; empresa y candidato evaluarán si el ejecutivo tiene las capacidades que se buscan; éste deberá informarse sobre la calidad, cantidad y oportunidad del trabajo a realizar y cuánto se ajustan los beneficios ofrecidos a lo que posiblemente se aportará con el trabajo. Finalmente, habrá que procurar dimensionar la posibilidad de obtener un puesto que permita el desarrollo profesional y personal.

Finalmente, como afirma Josep Lozano, profesor de ESADE, no se trata de mostrar una imagen incompleta de nosotros mismos, se trata de poder hacer conocer nuestro talento profesional, tanto como nuestro talento personal (quiénes somos y en qué creemos). En ese sentido, dado que las empresas tienen retos importantes para realizar una gestión de excelencia, no solo será necesario mirar competencias técnicas. Será igualmente relevante conocer cuánto sabe este ejecutivo sobre los retos de una gestión responsable (RSE); cómo considera en sus propuestas los intereses e impactos de los diferentes grupos de interés; cómo instauraría prácticas de transparencia y rendición de cuentas manejando indicadores de gestión con una mirada amplia y, por último, qué habilidades muestra para interactuar en equipo, manejando a un grupo humano e interactuando con los diversos grupos de interés de la organización.

Trabajar la mayor empleabilidad de los peruanos resulta entonces una tarea personal -de cada uno-, de las organizaciones que requieren de su talento para ser competitivas, de las instituciones académicas, de las empresas que ofrecen servicios a la fuerza laboral y, por supuesto, del Estado que debe promover políticas de educación efectivas.

COMENTARIOS

  • 1
  • 11.09.2012
  • 07:53:18 hs
Jose Benjamin Justo @jose_benjamin_

Como profesional ligado a la Comunicación y el Marketing, me parece que es importante tener un CV actualizado y bien esquematizado, así también tener presencia en redes sociales (especialmente en linkedin).

Al igual que una empres utilizan diversos canales para llegar a sus clientes, nosotros como profesionales debemos hacer lo mismo, pero de forma ordenada y planificado. En cuando a las redes sociales, no se trata de estar “porqué esta de moda”, hay que hacerlo de forma adecuado, recordando que nosotros como personas también somos una marca, que queremos vender.

  • 2
  • 13.09.2012
  • 02:53:24 hs
Oscar Gagó

Me parece interesante el articulo, sin embargo he observado que el mercado peruano se basa mucho en el tema de contactos, a veces descuidando el tema de formación profesional. Por pagar menores sueldos, se prefiere profesionales con poca experiencia y poca especialización, a futuro esto nos va hacer daño porque va a restar competitividad y productividad en las empresas.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño