ReinventaRSE

Elsa del Castillo

Crisis a galope: problemas en la cadena de suministro

El reciente escándalo en el Reino Unido por la carne de caballo encontrada en alimentos de consumo humano, que supuestamente debían haber estado hechos con carne de vacuno (salsa bolognesa, lasaña, etc.), ha generado una alerta que se expande como un virus por una buena parte de Europa.  Del Reino Unido, la sospecha pasó a los proveedores y distribuidores españoles, holandeses y húngaros. Luego a los polacos, luxemburgueses, rumanos y franceses. Si bien se dice que los riesgos son limitados, no es posible descartar totalmente la presencia en la carne equina de un antiinflamatorio que usan los caballos y que puede producir anemia aplásica o supresión de glóbulos blancos en las personas (Periódico El Mundo).

 

Esta crisis ha centrado las miradas en temas claves como, por ejemplo, la forma en que las empresas seleccionan a sus socios comerciales y los mecanismos que desarrollan para asegurar las prácticas responsables. La agencia Reuters anuncia que “las ventas en Reino Unido de productos de comercio justo crecieron un 19 por ciento el año pasado y seguirán aumentando en todo el mundo conforme las empresas intentan asegurar a los consumidores el origen de la comida tras el escándalo de la carne de caballo en Europa“.

Por otra parte, como indica el artículo del periódico El Mundo, diversas cadenas europeas de supermercados han retirado una gran cantidad de productos y las autoridades de los países involucrados analizan la posibilidad de imponer la obligatoriedad de incluir información sobre la trazabilidad de los insumos en las etiquetas y platos preparados.

 

El concepto de trazabilidad es particularmente clave para la agroindustria. La Asociación Española de Codificación Comercial la define como “los procedimientos que permiten controlar el histórico, la situación física y la trayectoria de un producto o lote de productos a lo largo de la cadena de suministro”. Esta práctica refuerza elementos centrales de lo que se conoce como la gestión responsable de la cadena de suministro. Implica, en primer término, la definición de estándares mínimos de desempeño para la contratación de proveedores, así como la promoción de prácticas éticas en toda la cadena. Comunicar detalles sobre la trazabilidad de los productos refuerza el compromiso de la empresa con la transparencia de información y el desarrollo de prácticas de rendición de cuentas, de manera que el consumidor pueda decidir si otorga su confianza a la marca y, en consecuencia, su preferencia en el consumo. En el caso de la industria agroexportadora latinoamericana, debemos considerar que estas prácticas resultan vitales en los mercados de destino, dadas las experiencias previas de informalidad en el manejo de las relaciones comerciales por parte de algunas empresas locales. En el caso peruano, el mercado de los productos orgánicos que hemos visto crecer en los últimos años, y que constituye una oportunidad importante para nuestros productores, conoce bien sobre su relevancia.

 

Pero el tema no solo es clave en este sector. Se aplica en general a cualquier industria de consumo masivo. Estos incidentes nos recuerdan el famoso caso protagonizado por la prestigiosa multinacional Johnson & Johnson en 1982, cuando su popular analgésico Tylenon fue manipulado con cianuro, ocasionando la muerte de siete personas en Chicago, Estados Unidos. Este caso y varios otros (a modo de ejemplo, en 1990 se detecta la presencia de benceno en las aguas Perrier; en 2007 Fisher Price retira juguetes con contenido de plomo) nos ilustran sobre la forma en que marcas prestigiosas enfrentan este tipo de crisis. En el caso de Tylenon, la empresa decidió retirar del mercado el lote producido, al verificar que la contaminación del producto se había producido en la cadena de distribución, puntos donde el control de la propia compañía resultaba muy complejo.

 

Según se reportó en ese momento, las pérdidas directas que se produjeron para la empresa a partir de este incidente llegaron a los 100 millones de dólares. Se dice, sin embargo, que el retiro masivo del producto y la adopción de nuevas tecnologías de envasado al vacío ayudaron a mantener un alto nivel de confianza en el público, dada la rápida reacción. En esa ocasión, el presidente de la empresa dio la cara a la opinión pública en un programa de televisión, se grabaron las sesiones de directorio donde se aprobó la nueva estrategia de envasado, se desarrollaron decenas de entrevistas, comunicados y conferencias de prensa. No obstante, años después el incidente se repitió, lo que llevó a la suspensión por un buen tiempo de la fabricación del producto, a otra cascada de apariciones en prensa y al cambio de la tecnología de cápsula a la de uso de comprimidos, para evitar la manipulación directa del medicamento. Es decir, la crisis dio lugar a la innovación, cuando la innovación idealmente debiera haber evitado la crisis.

 

La estrategia de defensa y negación ha dejado de tener sentido en estos casos. Las experiencias relatadas nos refuerzan la idea de que una empresa responsable debe privilegiar la inversión en tecnologías seguras. También debe implementar de manera proactiva prácticas responsables en la gestión y monitoreo de su cadena de suministro (estándares de contratación, asesoría, monitoreo). Cuando la empresa es proactiva evita crisis millonarias que pueden, incluso, sacarla del mercado para siempre. Una vez producida la crisis, no le queda más que centrar su responsabilidad social en una rápida reacción, en no ocultar los hechos y en tomar medidas que permitan prevenir sucesos similares a futuro. Comunicar estos esfuerzos al público ayudará a frenar el daño a través del control social.

 

En particular en países como el nuestro, es necesario transmitir conocimiento experto a las empresas más pequeñas, formalizar los procesos preventivos y tener en cuenta que, si bien la tecnología ayuda, son los colaboradores de la compañía y los socios comerciales los que pueden promover la ética y el comportamiento responsable a lo largo de la cadena de suministro. A propósito de ello, no olvidemos también que las prácticas laborales responsables son parte de lo que debemos imponer como estándar en nuestra cadena comercial.

 

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño