Smart money

Luis Ramírez

La mala suerte no existe, existen las malas decisiones…

Ya para cerrar el año se me ocurrió que sería interesante hacer una pequeña reflexión, así que este será un post breve, no muy largo, pero espero que de contenido significativo para todos nosotros.

Para ello debo hacer hincapié en algo en lo que yo siempre insisto cuando converso con inversionistas, con clientes, o en los seminarios de Finanzas Personales que dicto: “la mala suerte no existe, existen las malas decisiones”. Tal cual señores, si los resultados no son lo que hubiéramos querido, no necesariamente es mala suerte, generalmente la causa es una mala decisión, o una sucesión de malas decisiones. Y los únicos responsables por las decisiones que tomamos, somos nosotros mismos, nadie más!!!

Si por ejemplo en la etapa de retiro o jubilación no tenemos el respaldo financiero necesario para vivir una vejez financieramente tranquila, es muy probable que ello se deba a que durante la etapa de trabajo y acumulación (entre los 24 y 65 años), no nos preocupamos por construir ese patrimonio que nos sirva para respaldar el objetivo de una jubilación tranquila. No es mala suerte, no es que el mundo nos odia, ni es culpa de los ricos, es simplemente que cuando tuvimos oportunidad de hacerlo, no tomamos las decisiones correctas.

Si el resultado de nuestras inversiones durante el año no fue bueno, no necesariamente es mala suerte. Evaluemos primero porque los resultados no nos acompañaron. Acá uno de varios puntos a considerar, ¿está nuestro portafolio adecuadamente diversificado? Cuando hablo de diversificación no solamente hablo de clase de activos (acciones, bonos o activos alternativos), también hablo de diversificación global. El mundo es ancho y NO es ajeno, bueno, es ajeno para quien voluntariamente se quiere excluir. Así pues, respondiendo esa simple pregunta encontrarán una buena parte de la explicación al resultado de sus inversiones este año. Como ven, no es mala suerte, es la decisión que en algún momento tomaron sobre dónde y cómo invertir su patrimonio.

Si su asesor les dijo, tal o cual acción no va a subir, los fundamentos vigentes para tal sector no favorecen una recuperación en los próximos “n” meses o años, peor aún, es probable que siga bajando, pero ustedes “decidieron” mantener la posición porque “en alguuuuun momento volverá a subir”. Otra vez, no es mala suerte, es el resultado de la decisión que cada uno tomó, y sobre este punto ya antes he mencionado lo peligroso y poco profesional que es invertir en base a “esperanzas”.

Creo que no tiene sentido que siga dando ejemplos, pero sí los invito a reflexionar sobre la forma en que vienen gestionando su patrimonio, nadie mejor que nosotros sabe lo que estamos haciendo. Si las cosas no han ido bien, es bueno preguntarse porqué, qué es lo que no está funcionando, que es lo que no estamos haciendo bien. En un entorno global y local como el actual, donde la volatilidad es la característica saltante, no solamente es importante elegir la clase de activos y los mercados donde es oportuno participar. También es importante administrar los riesgos, porque a veces entre estar y no estar, es mejor no estar. Si saben a qué me refiero.

Empieza un nuevo año, la volatilidad de los mercados seguirá acompañándonos. Les ofrezco para el próximo post presentarles nuestra estrategia en base a cómo vemos los fundamentos globales (y locales) para el próximo año. Por ahora les dejo como tarea analizar fríamente lo que han hecho durante el año que termina, si están satisfechos con los resultados, sigan así. Pero si no es el caso entonces evalúen objetivamente que cambios deben hacer. Si quieren resultados distintos no pueden seguir haciendo lo mismo. Si quieren resultados distintos tienen que cambiar la forma en que vienen gestionando sus inversiones, pues es claro que no está funcionando, es así de simple.

Finalmente, recordarles algo que para mí es muy importante que todos lo tengamos claro. En la gestión de patrimonios, construir riqueza es un proceso de largo aliento y no admite atajos. Olvídense del dato, de la inversión espectacularmente rentable que los hará millonarios en una semana, un mes o a la vuelta de la esquina, eso no existe señores. Invertir de esa forma es poco serio, y tarde o temprano los hará lamentar la decisión tomada.

COMENTARIOS

  • 1
  • 28.12.2015
  • 11:52:46 hs
Roberto Pérez

El universo es un sistema de probabilidades, por tanto el azar siempre esta presente. Afirmar que la suerte no existe es desconocer el funcionamiento del mundo. Usted mismo es fruto del azar cuando ocurrió la fecundación en el útero materno. Otra cosa es hablar del pensamiento sistémico que es flexible y adaptable a las contingencias. Esta forma de pensar te garantiza una mayor probabilidad de éxito, pero nunca al 100%.

  • 2
  • 28.12.2015
  • 09:00:25 hs
nancy vera

es preocupante la falta de cultura previsional que existe en nuestro PERU, empezando por los padres de la Patria que no se preocupan por el futuro de los Peruanos que han tenido el privilegio de juntar un fondo para tener una pensión digna.

  • 3
  • 29.12.2015
  • 10:22:47 hs
Amelia Cerrate

Es cierto: tus decisiones tienen consecuencias; tienes que asumirlas en lo positivo o negativo y en las finanzas es mas predecible a largo plazo, de 25 a 65 años de edad. El ser humano debe personalmente asumir ese manejo financiero, por miedo o temor aveces delega o por procrastinar su decisión y manejo; justo en ese momento pierde, debe reconocer que fue una decisión inadecuada y retomar la conducción porque si sigue a pesar de ver los resultados llegara al final sin previsión. Nada Resulta al 100% ni la mejor cosecha pero si siembra y va razonablemente su cosecha sera buena.
Bill Gate dice: Si naciste pobre no es tu culpa, pero si mueres pobre es la culpa TUYA.
ESTO ES CUESTION DE RESPONSABILIDAD PERSONAL Y CONOCIMIENTOS O CULTURA FINANCIERA

  • 4
  • 30.12.2015
  • 07:49:58 hs
Richard Caballero Vallejo

Es cierto, pero para tomar una decision se debe hacer un buen diagnostico. Y todas las personas deben de tener un proyectó de vida, con visión de futuro estableciéndo objetivos y metas reales.

  • 5
  • 07.01.2016
  • 06:20:49 hs
Juan Custodio

Le felicito y le agradezco por este artículo reflexivo. Nadie nace por el azar de la vida. Todos nacen porque hay un propósito superior y divino. Sin embargo, el destino se busca uno mismo a través de nuestras propias decisiones. Si las decisiones son buenas y acertada, los resultados serán buenos, pero si las decisiones son malas y de mala fe, las consecuencias son muy tristes. Que Dios le bendiga.

  • 6
  • 12.01.2016
  • 04:37:25 hs
ricardo

Totalmente de acuerdo … la suerte no existe … ni la mala ni la buena…. todo depende de las acciones propias o de algún otro factor ……
sin embargo si la suerte existiera ….estoy seguro que siempre ……se pondría del lado de las mentes mas preparadas.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Invirtiendo a futuro

Gino Bettocchi

La era inteligente

Rafael Lemor Ferrand

Doña cata

Rosa Bonilla

Blindspot

Alfonso de los Heros

Construyendo Xperiencias

Rodrigo Fernández de Paredes A.

Diversidad en acción

Pamela Navarro

Sin data no hay paraíso

Carlo Rodriguez

Conexión ESAN

Conexión ESAN

Conexión universitaria

Conexion-universitaria

Café financiero

 Sergio Urday

La pepa de Wall Street

Vania Diez Canseco Rizo Patrón

Comunicación en movimiento

Benjamín Edwards

Zona de disconfort

Alana Visconti

Universo físico y digital

Patricia Goicochea

Desde Columbia

Maria Paz Oliva

Inversión alternativa

James Loveday

Con sentido de propósito

Susy Caballero Jara

Shot de integridad

Carolina Sáenz Llanos

Detrás del branding

Daniela Nicholson

Persona in Centro

Cecilia Flores

Mindset en acción

Víctor Lozano

Marketing de miércoles

Jorge Lazo Arias

Derecho y cultura política

Adrián Simons Pino

VITAMINA ESG

Sheila La Serna

ID: Inteligencia Digital

por Eduardo Solis

Coaching para liderar

Mariana Isasi

El buen lobby

Felipe Gutiérrez

TENGO UNA QUEJA

Debora Delgado

De Pyme a Grande

Hugo Sánchez

Sostenibilidad integrada

Adriana Quirós C.

Gestión de la Gobernanza

Marco Antonio Zaldivar

Marca Personal 360º

Silvia Moreno Gálvez

Creatividad al natural

Andrés Briceño

Mindset de CEO

Carla Olivieri

Clic Digital

IAB Perú

Market-IN

Jose Oropeza

Cuadrando Cuentas

Julia y Luis

Liderazgo con ciencia

Mauricio Bock

Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina y el Caribe–

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Fuera de la caja

María Camino

Orquestación Estratégica

Dr. Diego Noreña

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Verónica Roca Rey

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia Rizo Patrón

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Profesor de ESAN Graduate School of Business Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Querido Gerente

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

Pierino Stucchi

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño