Personas Power

Ana Romero

El amor en Tiempos de Tinder

Parte del empoderamiento femenino es derribar los prejuicios en todo nivel para que tanto mujeres y hombres podamos co-crear una sociedad más unida, justa y equitativa para ambos. El mundo no es sólo de mujeres, no por serlo somos la dueñas de la verdad ni nos tienen que dar todo lo que pedimos, no lo creo, no pienso así, el feminismo real no pide favoritismos ni actúa desde la revancha, sino desde la justicia. No voy a negar que actualmente las mujeres vivimos una oleada de feminicidios tremenda que nos molesta, nos jode, nos retuerce de dolor, nos mata, nos viola, nos hace daño, sin embargo ésa realidad no puede opacar también a todos los buenos hombres que hay en el mundo, sería injusto para todos ellos colocarlos en un mismo saco, por esa razón es que es clave nunca perder los objetivos de lo que buscamos como sociedad sin distorsiones ni extremismos o radicalismos, porque al final el respeto no tiene género y el verdadero feminismo no es excluyente a los hombres, todo lo contrario, los invita a que entiendan que ambos géneros podemos ser un gran equipo para compartir y mejorar, no todos lo van a aceptar y esta bien, cada quien tiene su propio proceso, lo positivo es que van varios hombres que lo van entendiendo y son ellos nuestra voz también los que harán de éste cambio una realidad. 

tinder

Parte de los prejuicios que hay que derribar no sólo son los prejuicios sobre el rol exclusivo de la mujer en el hogar, o de la mujer que gana menos por serlo en el trabajo o que representa un gasto por estar embarazada, etc … sino también el prejuicio sexual de la mujer soltera y/o independiente. No, no te has confundido de artículo, no soy Alessandra Rampolla, pero sí que puedo opinar de la sexualidad y sensualidad femenina como parte de nuestro empoderamiento interno, que resulta tan importante para todas, que no lo digamos no quiere decir que no lo sea, especialmente en una sociedad tan cucufata y doble moral como la limeña y latinoamericana.

Si un hombre esta en tinder es entendible, pero si una mujer está en tinder … ¡que perra!

¿ Por qué, ¡que perra!?, me causa gracia cuando escucho ésta expresión, especialmente cuando la escucho de otras mujeres. Hablamos mucho de empoderamiento femenino pero a la hora de la verdad, no somos coherentes entre lo que decimos y hacemos, a veces las machistas somos nosotras y sin darnos cuenta. El tema aquí es la falta de conocimiento/apertura, es por esa razón que los prejuicios invaden nuestra cabeza y pueden herir al que esté de paso. Que un hombre esté en tinder es normal, pero si una mujer está en tinder, sus tías se escandalizan.

2

El amor en tiempos de Tinder

Vivimos en un mundo tecnológico en donde todo parece ir muy rápido y esto sucede gracias al internet ya que constantemente estamos en constante movimiento cibernético en donde la información no conoce de fronteras ni de horarios, por esa razón es que los negocios ya no duermen porque casi todos los empresarios(as) deciden estandarizar sus procesos sistematizándolos para ganar más tiempo como humanos(as). Si, los empresarios tenemos vida aunque no parezca y nos encante trabajar, el tiempo se ha convertido en un activo clave para poder equilibrar nuestra vida personal y profesional, quizás por eso una de las características de los emprendedores(As) es que somos gente selectiva y no necesariamente por ser “snobs” sino por un tema de optimización de recursos ya que dentro de nuestras prioridades de vida, hacer crecer el negocio es parte clave de nuestra vida.

Entonces, por sentido común al no poseer tanto tiempo para la vida personal, está claro que usar cualquier app de citas es válido para probar y arriesgar tu suerte en encontrar lo que sea que quieras encontrar. La intención es personal, hay gente que entra porque sólo quiere pasarla bien un rato, otras personas quieren entrar para buscar a un amigo(a) con beneficios, otros quieren entrar para casarse, otros quieren entrar para encontrar un novio(A), otros quieren buscar al amor de su vida, otros quieren sólo conocer gente porque no tienen tiempo, otros quieren entrar para olvidar su ex y así hay un montón de intenciones las cuales son personales de cada situación/momento por el que esté pasando la persona en sí.

ori

De alguna manera, tinder y las demás app de citas funcionan como una herramienta de optimización de tiempo en el cual colocas tu foto, un poco de información y ése es el gancho perfecto para “hacer match” con tu posible cita, si los dos se gustan harán ése match, sino es mutuo, no pasa nada, la vida sigue y las miles de opciones siguen ahí también.

Muchas gente critica no sólo el hecho de que estés en tinder, sino también de lo “poco genuino” que se siente encontrar el amor por tinder. Tengo amigos que se conocieron por tinder y la mayoría le da roche/verguenza, así que inventa una historia de amor paralela en donde los dos se encontraron de casualidad, por esos azares de la suerte en un starbucks y mientras ella iba a recoger su frapuccino de chocolate, él cruzó mirada con ella y viceversa hasta el punto que se dieron cuenta en ése preciso momento que eran el uno para el otro y desde ahí no se soltaron jamás de la mano hasta el día de su matrimonio, como también tengo amigos más libres emocional, mental y espiritualmente como Oriana Cicconi que no tiene ningun problema en decir que se casó con Angelo, ahora su esposo gracias a tinder de una manera muy genuina pero sobretodo auténtica en donde su vestido de bodas fue su disfraz de candy y la de él, su traje de tortuninjas.

shakira

No, éste artículo no es pagado ni para promocionar tinder ni otras apps de citas, hubiese sido genial que me paguen pero no, éste artículo lo escribo porque ya me cansé de escuchar gente escandalizada por el sólo hecho de que estés en tinder como si por el hecho de estarlo, excluyera lo lo profesional, lo exitosa y la buena persona que pudieras ser a una palabra:”perra” 

Hace algunos meses terminé una relación y entré a tinder, de hecho sigo ahí y no me da verguenza decirlo y si escribo éste artículo es para decirle a todas las chicas (independientemente de la edad que tengas, el cargo que tengas y la historia que tengas, siempre y cuando estés soltera ¿no?, juega limpio), que no tiene nada de malo si decides entrar, la doble moral y cucufatería latinoamericana siempre va a existir, no pelees contra ella, tu sé libre nomas a pesar de ella y haz lo que tú quieras hacer. Como dije anteriormente, la intención es personal y tampoco la tienes que contar necesariamente. Que si quieres entrar porque te sientes sola o porque quieres probar suerte a ver si te liga como le ligo a Oriana, es tu intención y es completamente privada y respetable. 

56

Si estar en tinder es de perras, yo soy una loba como Shakira

Una de las canciones más valientes y hermosas que ha escrito Shakira es “LOBA”, una canción de puro empoderamiento femenino sexual y sensual en la que a través de sus letras nos dice que te dejes de tonterías y que disfrutes de ti misma en tu propia piel, con la luz prendida y sin complejos. Cuantas veces nos hemos sentido menos por esos rollitos de más y le hemos pedido a nuestra pareja apagar la luz o colocarla en modo “tenue”, para “atenuar” nuestras curvas, según nosotras. Léeme bien cuando te digo una cosa, en ése momento, tu pareja no está pensando en eso ni en nada, tu pareja NO ESTÁ PENSANDO, tu también deberías hacer lo mismo, dejarte de inseguridades y DISFRUTAR de ti y de la compañía. No, insisto, no soy Rampolla, sólo soy una mujer que dice lo que piensa/siente y si éste artículo va a ayudar un poquito a que reflexiones sobre un tema tan prohibido  y tabú, por qué no hacerlo. Nunca se trató de buscar al amor, se trata de tener opciones para encontrarlo y si tinder es una de ellas, en buena hora, deja de juzgarte y si los demás lo hacen, aprende a zurrarte de sus comentarios, hagas lo que hagas, la gente siempre hablará.

67

Ya no estoy para huevadas

Yo no quiero una relación seria, yo quiero una relación sana en la que pueda compartir, más no complementar momentos buenos y no tan buenos con buena comunicación. Yo no quiero una relación perfecta, eso no existe, que nos vamos a pelear en algunos momentos, si y que nos vamos a herir con las palabras y malos entendidos, eso también lo quiero. Yo lo quiero todo, el paquete completo, ya no estoy para huevadas. Yo no quiero una relación infantil, yo quiero una relación madura en donde al debatir sea siempre con respeto/altura de mira y si alguno de los dos la caga, sea lo suficientemente cero orgulloso para saber reconocer sus errores y lo suficientemente humilde para pedir perdón. Yo no quiero alguien perfecto, yo quiero alguien genuino que entienda que si yo gano, él gana y viceversa en un equipo poderoso que no va contra el mundo sino que va con el mundo a hacer cosas geniales. El amor es muy simple, a veces somos las personas las que complicamos todo. No todo tiene que ser difícil o complejo. A veces el amor está ahí, frente a tus narices pero lo ignoras, quien sabe porqué. Dejemos de decir que el amor es complicado y observa los resultados. Que si encuentro el amor en tinder o no, quien sabe, tinder es una opción más a todas las demás posibilidades del universo que tiene Dios/buda/energía/ala (como quieras llamarle) para mi. 

Deseo de corazón estés enamorada(o) y sino lo estas, que lo encuentres en una persona sana que te quiera tal y como eres,  mereces ser tratada(o) con respeto siempre, que jamás se te olvide eso, no importa si lo encuentras en tinder, en la calle, en una fiesta, en un viaje, en la playa, en la clínica o en una fiesta de reggaeton en el centro de lima; NO IMPORTA DONDE, importa que lo hagas y que seas feliz, muy feliz que ésta vida está para eso, ser feliz de verdacito, no de apariencias.

Ani

 

 

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño