Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

La educación privada en América Latina y el Caribe en cuidados intensivos

Horacio Álvarez Marinelli, Gregory Elacqua y Carolina Méndez

La crisis del COVID-19 está golpeando fuerte a las familias y a los sistemas educativos de la región. Pero, además, está golpeando de una manera particular a los colegios privados y a toda su comunidad. Muchas familias han perdido sus ingresos y no han podido continuar pagando las cuotas/pensiones mensuales escolares. Otras, por su parte, tienen la sensación que la educación a distancia que hoy reciben sus hijos(as) no es de la misma calidad que la educación presencial y se niegan a pagar las cuotas completas. Otras familias, especialmente en aquellas con niños en edad preescolar, los padres han decidido retirarlos de la entidad educativa por completo, ya que no le ven mayor utilidad a continuar con un servicio que consideran no tan necesario o que sienten que no están recibiendo efectivamente.

Esto representa un desafío importante para las políticas públicas de la región, y en particular, para los sistemas educativos. Un desafío que va más allá de la discusión de si la educación privada es de mejor calidad o no que la pública (la evidencia es mixta cuando se controla por variables como el nivel socioeconómico de las familias) o de si se trata de un servicio que solo debe prestarse desde la esfera pública por ser, a su vez, un derecho. Porque al final de cuentas, independiente de que ideológica o políticamente se esté a favor de una provisión educativa del sector privado, la pregunta que los hacedores de políticas deberán plantearse es: “¿cómo garantizamos que niños, niñas y adolescentes cuenten con una educación de calidad?”.

Esta pregunta es más relevante en países donde el sector privado es un importante proveedor educativo. Por ejemplo, en Perú, 2,1 millones de estudiantes asisten a una escuela privada, y en la capital, Lima, el 52% de los estudiantes están matriculados en una escuela pública. La mayoría de las instituciones privadas son pequeñas, de menos de 100 estudiantes y de bajo costo, cobrando una pensión mensual de menos de 200 soles (58 dólares). Gran parte de estos estudiantes provienen de familias de ingresos medios, pero alrededor de un tercio provienen de familias vulnerables, que hacen un esfuerzo enorme por destinar recursos propios a lo que ellos consideran que es una educación de calidad.

Lamentablemente, producto de la crisis se espera que muchos estudiantes migren desde el sector privado al público y esta situación podría implicar la quiebra de muchas instituciones educativas privadas. Según el presidente de la Asociación de Colegios Privados de Lima, Edgardo Palomino, la mayoría de los padres no han pagado las pensiones de marzo y abril.

Frente a esta situación, los gobiernos deberán actuar garantizando que ningún niño, niña o adolescente se quede sin educación. Para ello, hay un abanico de opciones que pueden ser evaluadas por los formuladores de políticas y que implica decidir cómo el Estado se relaciona con la educación privada. Una opción sería ‘’absorber’’ en el sector público a los estudiantes que no pueden continuar en el sector privado. Esto, por ahora, es lo que está haciendo Perú al facilitar el traslado de estudiantes del sector privado al público a través de una plataforma web que en los primeros 5 días registró 69 mil solicitudes de cambio, llegando a 110 mil solicitudes en dos semanas. Esta estrategia es efectiva si el número de estudiantes trasladados está dentro de lo que las escuelas públicas pueden recibir y si hay una oferta pública disponible en los lugares donde viven estos estudiantes. De lo contrario, los gobiernos deberán ampliar su cobertura y el acceso, con las implicancias que esto puede tener en el gasto público y en la carga de gestión.

Otra alternativa para los gobiernos sería subsidiar a las escuelas privadas, introduciendo una especie de voucher, como lo ha hecho Chile por varias décadas, o proveyendo ciertos insumos, como lo hace Argentina pagando los salarios de los docentes en algunas escuelas privadas Esto implicaría que el Estado reconozca a los privados como colaboradores en la provisión del servicio educativo como un bien público y estos acepten regirse bajo las reglas que impone el ente rector (Ministerio de Educación). Una vez que el Estado decide optar por esta vía, deberá discutir el monto del voucher, las condiciones mínimas para recibirlo (ej. estándares de calidad, transparencia) y las condiciones para mantenerlo, todo esto con el fin de evitar las consecuencias negativas que podría implicar la introducción de un mecanismo de subsidio sin contar con un sistema que garantice transparencia y equidad. Por ejemplo, la expansión de escuelas privadas subsidiadas de baja calidad.

Está situación no es particular a Perú, muchos sistemas educativos se ven enfrentados a los mismos desafíos, debido a la gran participación del sector privado en algunos países de América Latina y el Caribe (ALC). Por ejemplo, en Haití el porcentaje es enorme, un 85% de las escuelas son privadas, en Bogotá el 72%, en Guayaquil este porcentaje llega al 52%, en la Ciudad de Buenos Aires el 50%, y en Guatemala 8 de cada 10 estudiantes de secundaria están matriculados en una institución privada. En este contexto, serán muchos los gobiernos que tendrán que tomar decisiones con implicaciones de largo plazo en temas educativos, de financiamiento, y de regulación.

Se corre el peligro de abordar el tema en forma simplista, de asumir que un cupo en el sector privado equivale de inmediato a un nuevo cupo en el sector público, y aun cuando este se pueda generar, los traslados no son fáciles, después de todo por algo estas familias habían elegido una escuela privada, pagando por un servicio que podrían recibir de manera gratuita. Cualesquiera sean las decisiones que los gobiernos tomen, por el bien de esos millones de estudiantes de LAC que asisten a una escuela privada, es mejor tomar acciones que no hacerlo. En una próxima entrada profundizaremos en las acciones que se están tomando.

Y ustedes: ¿Conocen a alguna familia que esté pensando en trasladar a su hijo/a desde una escuela privada a una pública? O ¿algún apoderado que no haya podido pagar la mensualidad en los últimos meses? Cuéntanos en la sección de comentarios abajo o mencionando a @BIDEducacion en Twitter.

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Marca Personal 360º

Silvia Moreno Gálvez

Creatividad al natural

Andrés Briceño

Mindset de CEO

Carla Olivieri

Clic Digital

IAB Perú

Market-IN

Jose Oropeza

Cuadrando Cuentas

Julia y Luis

Liderazgo con ciencia

Mauricio Bock

Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Fuera de la caja

María Camino

Orquestación Estratégica

Dr. Diego Noreña

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Verónica Roca Rey

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Profesor de ESAN Graduate School of Business Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño