El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Barbie

 

 

 

Barbie

“Soy un hombre sin poder. ¿Eso me hace una mujer?”, le dice uno de los empleados de rango bajo al presidente de Mattel cuando se le incluye en un debate crucial de la compañía durante una junta de la alta dirección. Al igual que muchos pasajes de la película, Barbie está blindada por frases que defienden una postura de igualdad y reivindicación de los derechos femeninos. Es decir, propone una perspectiva feminista que se aleja de lo que todos esperábamos cuando se anunció el rodaje sobre la muñeca rubia: un filme para niños que recree el mundo rosa de uno de los juguetes más vendidos de la historia.

La película que en Perú podría completar el podio de lo más visto en salas de cine, junto a Transformers: el despertar de las bestias y Super Mario Bros, está dirigida por

Greta Gerwig quien también asume la responsabilidad del guión junto a Noah Baumbach. Esta dupla creativa ha cosechado sendos elogios de la crítica y no hay duda de la calidad de sus propuestas anteriores. Algunas más convincentes, otras pocas no tan sólidas. Sin embargo, con Barbie es notoria la alineación hacia una política que la industria hollywoodense está remarcando desde que el movimiento #MeToo puso en jaque a los mandamases de las majors: la propugnación de un feminismo de trazo grueso que se ampara en la corrección.

Barbie tiene tres momentos muy marcados y pésimamente ensamblados. El primero, cuando presenta y desarrolla el mundo de fantasía de la muñeca. Todo el funcionamiento es mágico y está cargado de nostalgia. Quizá sea la mejor parte de todas. En el segundo aparecen los conflictos que llevan a Barbie a dejar el mundo irreal para buscar soluciones en Los Ángeles. La conexión brutal de los dos espacios da origen a una serie de diálogos y secuencias por los que desfilan ideas de cosificación femenina o concepciones patriarcales carentes de sutilezas. Son tan poco finos los detalles del segundo segmento que hasta Ryan Gosling asoma ridículo, ramplón. No hablo del personaje, Ken, sino de Gosling, sobreactuado, nada convincente.

La capitulación de Gerwig se da en la tercera parte. Hasta ese momento del metraje, los golpes al machismo y a las estructuras sociales que definen a los varones habían sido implacables -en varios momentos bastante burdos, como ya se anotó-, pero no se esperaba que la declaración de principios de la directora derivara en una conciliación de igualdad de género sacada de un manual para dummies. En lugar de cerrar con una propuesta más audaz, ni siquiera hablo de algo más inteligente, Gerwig queda subyugada ante un final amable que suena a moralina. Con Barbie, la realizadora se sitúa a distancias interestelares de Alardua Ruiz de Azúa, Carla Simon o Lucrecia Martel -por citar algunos nombres hispanoamericanos de la dirección con buenos tintes feministas-. Ni qué decir de Agnes Varda o Chantal Akerman.

Si Barbie se hubiese estrenado hace 10 años todo sería distinto porque estaríamos ante una película poderosa, pionera y hasta consciente. Mucha agua ha corrido bajo el río de la industria cinematográfica como para decir que Barbie es revolucionaria. Su problema no son los temas que aborda. Es el despliegue de sus ideas lo que cae en saco roto. Es más de lo que ya se ha visto sin ninguna pizca de novedad. ¿El patriarcado es imperante en todos los ámbitos? No cabe duda. ¿La publicidad sigue cosificando a la mujer? Obvio. ¿La extensión del macho Marlboro corresponde a su caballo y juntos intentan imponer un estereotipo? No se puede negar. Todos son lastres del pensamiento masculino moderno, pero también es necesario anotar que la condescendencia de Gerwig con la audiencia roza lo absurdo; sobre todo, cuando no estamos ante una película para niños.

La expresión del ornamento útil, el miedo a pensar distinto en un contexto normalizado, la representación de las apariencias, la idea de la muñeca como un constructo social, el tabú de la vulnerabilidad varonil, el cuestionamiento de los modelos masculinos a través de películas icónicas o la deconstrucción del sistema de entretenimiento son tan fariseos en Barbie que después del visionado uno se queda pensando si a la mirada de Gerwig le falta contexto o profundidad. Ni lo uno, ni lo otro. Se trata de subirse a una ola. Si no la agarras, quedas fuera.

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Invirtiendo a futuro

Gino Bettocchi

La era inteligente

Rafael Lemor Ferrand

Doña cata

Rosa Bonilla

Blindspot

Alfonso de los Heros

Construyendo Xperiencias

Rodrigo Fernández de Paredes A.

Diversidad en acción

Pamela Navarro

Sin data no hay paraíso

Carlo Rodriguez

Conexión ESAN

Conexión ESAN

Conexión universitaria

Conexion-universitaria

Café financiero

 Sergio Urday

La pepa de Wall Street

Vania Diez Canseco Rizo Patrón

Comunicación en movimiento

Benjamín Edwards

Zona de disconfort

Alana Visconti

Universo físico y digital

Patricia Goicochea

Desde Columbia

Maria Paz Oliva

Inversión alternativa

James Loveday

Con sentido de propósito

Susy Caballero Jara

Shot de integridad

Carolina Sáenz Llanos

Detrás del branding

Daniela Nicholson

Persona in Centro

Cecilia Flores

Mindset en acción

Víctor Lozano

Marketing de miércoles

Jorge Lazo Arias

Derecho y cultura política

Adrián Simons Pino

VITAMINA ESG

Sheila La Serna

ID: Inteligencia Digital

por Eduardo Solis

Coaching para liderar

Mariana Isasi

El buen lobby

Felipe Gutiérrez

TENGO UNA QUEJA

Debora Delgado

De Pyme a Grande

Hugo Sánchez

Sostenibilidad integrada

Adriana Quirós C.

Gestión de la Gobernanza

Marco Antonio Zaldivar

Marca Personal 360º

Silvia Moreno Gálvez

Creatividad al natural

Andrés Briceño

Mindset de CEO

Carla Olivieri

Clic Digital

IAB Perú

Market-IN

Jose Oropeza

Cuadrando Cuentas

Julia y Luis

Liderazgo con ciencia

Mauricio Bock

Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina y el Caribe–

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Fuera de la caja

María Camino

Orquestación Estratégica

Dr. Diego Noreña

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Verónica Roca Rey

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia Rizo Patrón

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Profesor de ESAN Graduate School of Business Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Querido Gerente

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

Pierino Stucchi

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño