Disrupción digital: la educación del futuro.

“La universidad es un lugar donde las notas del profesor pasan directamente a las notas de los estudiantes sin pasar por el cerebro de ninguna de las dos partes”.

Mark Twain

Acabo de terminar un curso sobre cómo aplicar la psicología y las mecánicas de juego a  entornos de negocio. El curso es dictado por el profesor Kevin Werbach de la Escuela de Negocios de Wharton (Universidad de Pennsylvania). Han sido seis semanas bastante completas con tareas, trabajos en grupo, exámenes y un proyecto final. Estoy a la espera de la llegada de mi certificado.

Lo mejor de todo es que el curso no me ha costado un centavo. Ni a mí ni a los otros varios miles de compañeros de clase que también se inscribieron.

Descuiden, no nos hemos vuelto locos. El curso es parte de Coursera (www.coursera.org) un sistema de enseñanza basado en el modelo de MOOC (Masive Open Online Course) y asociado a más de 30 prestigiosas universidades internacionales entre las que se encuentran Stanford, Princeton, Columbia, Duke, etc. Hay que indicar que Coursera no está sólo en el mercado. Basado en el concepto de MOOC, la Universidad de Harvard y el MIT han creado su propia plataforma (edX) y al mismo tiempo han aparecido empresas como Udacity que reúnen a otro grupo de universidades.

disrupción_digital_1.jpg

A diferencia de la educación a distancia más tradicional, las plataformas MOOC están configuradas para facilitar la interacción y la respuesta masiva.  En su metodología de enseñanza prima la  colaboración de los participantes y por tanto el sistema y la estructura académica están diseñados para ser escalables y soportar un número de participantes indefinido.

Si bien una parte importante del sistema de  calificación actual de Coursera se basa en exámenes de respuesta múltiple (muy simples de calificar por un sistema informativo), existen otras muchas actividades académicas que requieren trabajos de respuesta abierta, ensayos o tareas colaborativas. En esa línea, uno de los componentes más llamativos de la plataforma se refiere a la calificación por parte de los compañeros de clase (“peer grading“), un sistema de uso común en clases presenciales, pero nunca a la escala de varias decenas de miles de alumnos. Mientras tanto, Coursera investiga el desarrollo de  sistemas inteligentes capaces de calificar trabajos escritos y que requieren composición de ideas que van más allá de la respuesta múltiple. Todos estos alcances se detallen en el vídeo presentación de Coursera en TED 2012 (vale la pena activar los sub títulos en español)

Hay que tener en cuenta que los sistemas educativos basados en MOOC no están  justificados únicamente por temas tecnológicos. Detrás de ellos existe un sustento pedagógico basado  en los principios de la teoría conectivista, la cual sustenta que el aprendizaje y el conocimiento surgen de la diversidad de opiniones al buscar conectar nodos o fuentes de información. En ese sentido, es necesario nutrir y mantener las conexiones entre los campos, ideas y conceptos para facilitar el aprendizaje continuo. El conectivismo defiende la información actualizada y precisa en un objetivo de máxima relevancia  ya que es posible que una respuesta a un problema se encuentre errada el día de mañana bajo la nueva información que se recibe. En esa línea,  escoger qué aprender y qué información buscar requiere una actitud proactiva por parte del estudiante. 

Pero además de tratarse de plataformas con sustento pedagógico y técnico, ¿cuál es el modelo de negocio que permite viabilizar Coursera y otros servicios similares? ¿Cómo se financia la estructura si la formación es gratuita? Si nos remitimos al contrato que Coursera ha firmado con algunas universidades (página 40), vemos entre los principales modelos de negocio la emisión de créditos académicos por las propias universidades previa certificación en un entorno no virtual de las capacidades de los alumnos; tutorías personalizadas para aquellos que lo requieren y la entrega (previa autorización del alumno) a terceras empresas interesadas en reclutamiento o actividades de marketing. El contrato deja también abierta la puerta  al patrocinio de determinados cursos por parte de empresas. En resumen, un modelo freemium que tiene como una de sus principales bazas la emisión de créditos académicos reconocidos e intercambiables entre universidades. ¿Créditos académicos al mismo precio de la Universidad tradicional? Dadas las presiones del mercado y considerando las economías de escala de este tipo de plataformas (cuesta lo mismo servir a 10 o 10,000 alumnos), es poco probable que así sea.

¿Es un modelo perfecto? De ninguna manera. Por ejemplo, los sistemas de “peer grading”  son efectivos en clases pequeñas, pero corren el riesgo de perder calidad y validez en grupos grandes donde hay  diferencias en habilidades, formación,  actitud y donde prima el anonimato (nunca faltan los trolls). Sin embargo, es imposible que un profesor o sus asistentes revisen y califiquen decenas de miles de trabajo y por tanto la evaluación por parte de los compañeros en la única solución viable por el momento; sin embargo, requiere refinamiento y perfección. 

Quizás al problema mayor de los sistemas basados en MOOC reside en la naturaleza misma del proceso de aprendizaje que exige. El modelo conectivista requiere de una madurez intelectual por parte del estudiante para poder identificar adecuadamente sus intereses, gestionarse en el debate con sus compañeros  y ser capaz de producir contenido relevante (como por ejemplo trabajos escritos o evaluación cruzada) que enriquezca el proceso. 

Se diría que el gran concepto detrás del MOOC es “Guíate a ti mismo”. En ese sentido, sólo alumnos con la suficiente disciplina, juicio y madurez intelectual serán capaces de aprovechar este tipo de propuestas en todo su potencial. Bajo esa premisa, muchos expertos consideran estas soluciones como una estupenda herramienta para la formación basada en la automejora. 

¿Las Universidades como tradicionalmente las entendemos no deberían preocuparse de esta innovación disruptiva? Depende. Si se dedican a su objetivo tradicional de desarrollar capacidades, disciplina, juicio y madurez intelectual, a la vez de aportar conocimientos prácticos, no habría problema. Las dudas se presentan cuando la formación universitaria se convierte en un proceso burocrático en el que un profesor se dedica a traspasar información a sus alumnos (información que por cierto tiende a perder vigencia muy rápido) y donde el debate y la creación de conocimiento son nulos o superficiales. Si a eso se limita nuestra oferta educativa, modelos como el MOOC son una amenaza. ¿Quién estaría dispuesto a escuchar una clase dictada por alguien que sólo lee notas repetidas y desactualizadas cuando puede tener acceso al mismo tema dictado por uno de los mejores profesores de la mejor universidad en ese campo? 

disrupción_digital_2.jpg

¿A que tenderá esta disrupción habilitada por el entorno digital? Pues a separar aún más las distancias entre universidades de elite y universidades de segunda línea.  Las primeras seguirán enfocadas no sólo en la formación intelectual sino en la creación de conocimiento por medio de la investigación mientras que las segundas se orientarán a replicar las clases dictadas por las primeras y a ser un lugar de encuentro donde los alumnos resuelven dudas específicas y realizan ejercicios bajo la mirada de un profesor que actúa como un gestor. El problema es cuando las tecnologías adquieran la capacidad de ejecutar estos procesos de manera virtual y desintermediada.

La innovación disruptiva, como en otros ámbitos, no mata lo existente sino que lo obliga a volver a sus raíces. En esa línea, la universidad es, y debería seguir siendo, el lugar para la formación intelectual y la creación de nuevo conocimiento. Si la universidad ha caído en un proceso burocrático como el que planteaba Mark Twain, pues simplemente la tecnología tenderá a quitarle su razón de ser.

["®Evolución Digital" se publica todos los miércoles.]

COMENTARIOS

  • 1
  • 12.10.2012
  • 10:21:40 hs
Silvia Bustamante

Un millón de gracias por tan magnífica información alcanzada

  • 2
  • 16.10.2012
  • 09:01:37 hs
EL ECONOMISTA

Hola Oscar, muy buena informacion para aquellos que quieren actualizar o ampliar sus estudios.
Acabo de terminar con exito , despues de 12 semanas, el curso de “introduccion a Finanzas” de la Universidad de Michigan en Coursera.com, esperando mi certificado.
Cierto que se necesita una base de Ingles para entender los videos y sobre todo pasar los examenes con exito.
Lo bueno es que el curso es “gratis” y muchos tienen mas nivel que las “maestrias” que aqui se ofrecen a precios prohibitivos.
Esta por empezar otro curso gratis de Finanzas de la Universidad de Stanford y aqui les va el enlace: http://venture-lab.org/finance
Buena suerte.

  • 3
  • 13.10.2012
  • 09:27:48 hs
Carlos Bravo

Interesante nota. Es cierto que muchas universidades peruanas y extranjeras se dedican a poner a un profesor a leer apuntes y memorizar. La cita de Mark Twain es muy precisa en ese punto. Además hay universidades que no renuevan los cursos y mantienen a los mismos profesores con los mismos temas. Mientras las cosas cambian muy rápido por ejemplo en el mundo de los negocios

  • 4
  • 13.10.2012
  • 05:20:15 hs
Eric

Una limitación son los idiomas en que se presentan los cursos. Todos están en ingles. Algunos tienen sub títulos en ese idioma. Seria importante que se incluyeran textos en otros idiomas como se hacen en los videos de TED. Aun arreglando eso, siempre esta el problema de hacer trabajos escritos cuando no todos los participantes tienes el mismo idioma o el mismo nivel. La idea de llevar la educación premium a todo el mundo es muy buena pero tiene limitaciones que parten de los diferentes tipos de alumnos.

  • 5
  • 17.10.2012
  • 07:30:49 hs
Gilbert E. Leiva

Estimado Oscar, felicitaciones. Una gran nota con información valiosa, actualizada y 100% hands on para el desarrollo de innovación de verdad desde el Perú.
Muchas gracias,

  • 6
  • 17.10.2012
  • 10:19:13 hs
EL ECONOMISTA

En respuesta a Fabiola:
El valor de la educacion esta en acumular conocimientos que sirvan para la profesion y las actividades diarias, no para lucir certificados , ni creditos.
El certificado que obtienes es complementario a cualquier otro estudio y lo puedes mencionar en tu Curriculum, siempre mas preparacion sera bienvenida para mejorar las oportunidades de trabajo.
Yo, en lo personal, me siento satisfecho con el curso que segui, hoy puedo valorar un proyecto de inversion, saber que son los bonos y como escoger un portafolio de stocks que tengan menor riesgo y quizas mucho mejor rentabilidad. Es conocimiento aplicable en la vida diaria.

  • 7
  • 15.10.2012
  • 09:57:54 hs
Efrain S.

La educación de calidad no sera reemplazada por estos nuevos modelos. El proceso de aprendizaje basado en casos de estudio, debate y sobre todo en la investigación es lo suficientemente solido para sobrevivir. En todo caso, esta clase de cursos seran un complemento en sectores como la formacion ejecutiva. Las univerisdades de prestigio estan tan seguras de si mismas ( por ejemplo Stanford, MIT o Harvard) que no tienen miedo de explorar estas nuevas vias educativas.

  • 8
  • 16.10.2012
  • 01:58:47 hs
Shirley F.

Acabo de leer esta nota y esta sumamente interesante, de mi parte ya me inscribí en uno de los cursos espero obtener resultados. Gracias por hacenos llegar cultura mediante la tecnología. Espero que cuando llegue su certifiacado sea nota de otro articulo.

  • 9
  • 27.10.2012
  • 11:20:35 hs
Alberto Hernández

Muy interesante el artículo, en mi opinión el mayor potencial de los MOOCs es la posibilidad de acceder al conocimiento de las mejores universidades del mundo desde tu casa y con un solo click. El próximo lunes 29 de octubre se presenta el primer mooc sobre emprendimiento en castellano, UNIMOOC Aemprende, tiene buena pinta! Comparto enlace inscripcion: http://www.unimooc.com

  • 10
  • 12.10.2012
  • 05:27:23 hs
Jorge David Jimenez

Excelente nota, como podemos acceder a la educacion de tal nivel.

  • 11
  • 12.10.2012
  • 08:49:32 hs
Mario Enrique La Riva Málaga

No està amenazada, està retada por la justicia de otorgar conocimientos a todos y a todas sin arrogancias académicas. Recordemos a Mark Twain.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Doña cata

Rosa Bonilla

Blindspot

Alfonso de los Heros

Construyendo Xperiencias

Rodrigo Fernández de Paredes A.

Diversidad en acción

Pamela Navarro

Sin data no hay paraíso

Carlo Rodriguez

Conexión ESAN

Conexión ESAN

Conexión universitaria

Conexion-universitaria

Café financiero

 Sergio Urday

La pepa de Wall Street

Vania Diez Canseco Rizo Patrón

Comunicación en movimiento

Benjamín Edwards

Zona de disconfort

Alana Visconti

Universo físico y digital

Patricia Goicochea

Desde Columbia

Maria Paz Oliva

Inversión alternativa

James Loveday

Con sentido de propósito

Susy Caballero Jara

Shot de integridad

Carolina Sáenz Llanos

Detrás del branding

Daniela Nicholson

Persona in Centro

Cecilia Flores

Mindset en acción

Víctor Lozano

Marketing de miércoles

Jorge Lazo Arias

Derecho y cultura política

Adrián Simons Pino

VITAMINA ESG

Sheila La Serna

ID: Inteligencia Digital

por Eduardo Solis

Coaching para liderar

Mariana Isasi

El buen lobby

Felipe Gutiérrez

TENGO UNA QUEJA

Debora Delgado

De Pyme a Grande

Hugo Sánchez

Sostenibilidad integrada

Adriana Quirós C.

Gestión de la Gobernanza

Marco Antonio Zaldivar

Marca Personal 360º

Silvia Moreno Gálvez

Creatividad al natural

Andrés Briceño

Mindset de CEO

Carla Olivieri

Clic Digital

IAB Perú

Market-IN

Jose Oropeza

Cuadrando Cuentas

Julia y Luis

Liderazgo con ciencia

Mauricio Bock

Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina y el Caribe–

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Fuera de la caja

María Camino

Orquestación Estratégica

Dr. Diego Noreña

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Verónica Roca Rey

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia Rizo Patrón

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Profesor de ESAN Graduate School of Business Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

Pierino Stucchi

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño