Pensando laboralmente

César Puntriano

¿Qué puede hacer el empleador durante la emergencia por el coronavirus?

Como es de conocimiento público, el Gobierno emitió diversas normas legales con la finalidad de contener la propagación del Coronavirus (COVID-19) en el territorio nacional. Entre ellas, cabe resaltar al Decreto de Urgencia No. 026-2020, que establece diversas medidas excepcionales y temporales y al Decreto Supremo N° 044-2020-PCM, que declara Estado de Emergencia Nacional por las graves circunstancias que afectan la vida de la Nación a consecuencia del brote del COVID-19.  Con la declaratoria del Estado de emergencia por 15 días calendarios y la disposición del aislamiento social obligatorio se suspenden diversos derechos fundamentales, entre ellos la libertad de tránsito. Ello implica que los peruanos debemos quedarnos en casa durante la cuarentena, pero qué ocurre con las relaciones laborales durante dicho lapso. Veamos.

Existen actividades esenciales que no pueden parar, y que la normativa las reconoce, como la adquisición, producción y abastecimiento de alimentos, que incluye almacenamiento y distribución para la venta al público; adquisición, producción y abastecimiento de productos farmacéuticos y de primera necesidad; asistencia a centros de salud, cuidado de personas, entidades financieras, agua,

saneamiento, energía eléctrica, gas, combustible, telecomunicaciones, limpieza y recojo de residuos sólidos, servicios funerarios entre otros. Se incluyen actividades conexas para la adecuada prestación y acceso a los servicios y bienes esenciales señalados.

El personal cuyas labores garanticen la provisión de los bienes o prestación de servicios esenciales continuará trabajando en su centro de labores. La remuneración es la que corresponde a una jornada ordinaria de trabajo. Siguiendo las recomendaciones del MINTRA, el empleador debe implementar un plan comunicacional respecto de las medidas de prevención ante el COVID-19 con participación del Comité de Seguridad y Salud en el Trabajo, charlas informativas, protocolos de limpieza, entre otras medidas, para salvaguardar la seguridad de su personal. Sugerimos que el personal se desplace con su fotocheck, constancia de trabajo u otro documento que acredite la labor que realiza. Es recomendable establecer tolerancia al ingreso y/o salida por la escasez del transporte

Las actividades no consideradas como de excepción al aislamiento social, en tanto sea posible, se deben ejecutar de manera remota, para lo cual el Decreto de Urgencia ha contemplado al trabajo remoto. Este constituye una alternativa flexible al teletrabajo, permitiendo que el trabajador ejecute sus labores desde el domicilio o desde el lugar en donde se encuentre aislado. El “trabajador remoto” percibirá sus remuneraciones y beneficios laborales como si estuviera laborando habitualmente, salvo aquellos condicionados a su asistencia al centro de trabajo como la movilidad o el refrigerio, por ejemplo. El trabajo remoto es obligatorio para trabajadores considerados en el grupo de riesgo por edad y factores clínicos según el MINSA, es decir, para mayores de 60 años y quienes padezcan de hipertensión arterial, diabetes, enfermedades cardiovasculares, enfermedad pulmonar crónica, cáncer, entre otros estados de inmunosupresión. Si no es posible el trabajo remoto, la ley exige que en estos casos se otorgue una licencia con goce de haber sujeta a compensación posterior.

El trabajo remoto no puede ser aplicado a los trabajadores con diagnóstico confirmado de coronavirus, ni a los que están con descanso médico, para quienes se da una suspensión imperfecta de labores, es decir, con pago al trabajador.

La cuestión a dilucidar corresponde a aquellos casos no considerados como de excepción en los cuales el trabajo remoto no es viable, como el personal operario que labora en plantas industriales. En estos supuestos el empleador puede, disponer que el personal con vacaciones devengadas las goce.  No existe impedimento legal para que el personal goce su descanso vacacional  aun cuando sepamos que dicho descanso será disfrutado en su domicilio. En buena cuenta, el objetivo de la vacación es descansar, recuperar energías, por lo que nada limita que sea gozado en casa.

El artículo 14 del Decreto Legislativo No. 713 señala que, a falta de acuerdo con el trabajador en relación a la oportunidad del descanso vacacional, el empleador decidirá la misma en uso de su facultad directriz.

Si el personal había programado sus vacaciones previamente, deberá gozarlas en la oportunidad previamente convenida con la empresa. Esto aplica también para los trabajadores que realizan labores esenciales.

Otras medidas que el empleador puede adoptar es el otorgamiento de una licencia con goce de haber recuperable con sobretiempo posterior o acordar el goce de vacaciones adelantadas, estas a diferencia de las devengadas requieren ser consensuadas.

Hay empresas que la están pasando muy mal por el aislamiento obligatorio y cierre de fronteras como las vinculadas al turismo. Nuestra solidaridad con ellas. Si su situación es complicada pueden recurrir a la suspensión perfecta de labores hasta por 90 días. En este caso las vacaciones adelantadas pueden disponerse de manera unilateral pues se trata de una medida previa. Esperamos que la Autoridad de Trabajo sea flexible al momento de evaluar la suspensión perfecta.

Finalmente, la emergencia no limita el vencimiento de los contratos a plazo fijo, ceses en período de prueba, renuncias, retiros de confianza o despidos por justa causa. Exhortamos a las empresas a no aprovechar la coyuntura para incumplir con la normativa laboral y a los trabajadores a poner de su parte en esta etapa compleja.

 

 

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Silvia Noriega

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Director FRI-ESAN Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Innovación y Emprendimiento Tecnológico

Franklin Marcelo, CEO de Interfono

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño