Interés público relegado

Llamó la atención la entrevista al Ministro de Relaciones Exteriores publicada en el decano de la prensa nacional a inicios de esta semana. En esta se refirió a la posibilidad de que Bolivia venda gas natural y GLP en la zona sur del país y al desarrollo de otros proyectos energéticos. No parece mal, pero lo lamentable es que nuestras autoridades le siguen dando vueltas al asunto cuando estos se plantearon formalmente desde inicios de 2019. Nuestro canciller señaló que se puede hacer un proceso de cooperación energética que permita “tal vez” a la zona de Puno tener acceso al gas boliviano. ¿Por qué tal vez? Asimismo, que “podemos” conversar con Bolivia para tener acceso a su gas a precios competitivos. ¿No hay avances concretos? También el Presidente Vizcarra sólo se ha referido al proyecto boliviano de construir un poliducto de Bolivia al Puerto de Ilo, una planta de almacenaje y la exportación hacia oriente. ¿Qué ocurre con los otros proyectos que beneficiarían a nuestros ciudadanos y empresas locales?

El paquete propuesto por la empresa estatal YPFB y del gobierno de Bolivia comprende la inversión en un poliducto, una planta de almacenaje en territorio peruano y ahora se está ampliando a una planta para exportar gas natural licuado. La inversión inicial de los dos primeros proyectos ascendería a US$ 400 millones. A estos se sumaría participar en la masificación de la provisión de gas natural en el sur del Perú instalando redes de distribución para los segmentos doméstico, industrial y comercial. Se cierra con la venta masiva de GLP. Tanto en el caso del gas natural como el GLP los precios bolivianos -que generan rentabilidad a su empresa pública- son actualmente cercanos a la mitad de los peruanos.

Nuestra política de masificación de gas natural camina a paso de tortuga y los precios a nivel del consumidor ya no generarían ventajas respecto del uso de otros hidrocarburos líquidos. Asimismo, el precio del GLP peruano llega a la zona sur del país con precios por encima a los de Lima. Al precio asociado a un referente internacional se agregan elevados costos de transporte y de distribución. Las propuestas bolivianas serían claramente ventajosas para los usuarios si se mantienen o aproximan los precios domésticos de esa economía a los del exterior. No hay que aceptar referentes internacionales de América del Norte.

Tampoco hay que temer por la interconexión de sistemas energéticos de Bolivia y Perú; eso es una práctica internacional que no afecta la seguridad energética, sino por lo contrario la refuerza en ambos países. Por otra parte, la interconexión genera un arbitraje en los precios entre los dos gases naturales y dos GLP. Un gas caro se abarata con la corriente del otro con precio más bajo. Es probable que los enemigos de estos proyectos bolivianos sean nuestros productores locales y distribuidores que quieren seguir extrayendo excedente del consumidor y generando ganancias extraordinarias. Sus razones sociales son por todos conocidas.

Asimismo, las futuras redes de distribución de origen boliviano podrían ser complementarias a las del futuro Gasoducto del Sur Peruano (GSP), si este se reactiva. Por otra parte, la competencia sería útil no sólo para aterrizar las elevadas inversiones alrededor de los US$ 6,000 millones del GSP, y mejorar los precios beneficiando a los usuarios del sur peruano. No hay que temer a la competencia. Un cálculo somero de sustitución de todos nuestros hidrocarburos líquidos importados por gas natural podría significar para las cinco regiones del sur del país (que tienen el 15% del PBI nacional) alrededor del 0.2% del producto nacional. Estas cifras no son despreciables.

No hay que desechar oportunidades por intereses particulares o ideológicos. Nos extraña que se continúe postergando una iniciativa de inversión boliviana a diferencia de lo que ocurriría con otras que provengan de economías desarrolladas o de nuestros socios de la Alianza del Pacífico. Por último, ¿dónde quedó la globalización que pregonan nuestras autoridades? Hay que recordarles a nuestros funcionarios gubernamentales que están para servir al interés público, no intereses particulares.

COMENTARIOS

No hay comentarios.

DEJE SU COMENTARIO

La finalidad de este servicio es sumar valor a las noticias y establecer un contacto más fluido con nuestros lectores. Los comentarios deben acotarse al tema de discusión. Se apreciará la brevedad y claridad.


No se lee? Cambie el texto.


TODOS los blogs


Marca Personal 360º

Silvia Moreno Gálvez

Creatividad al natural

Andrés Briceño

Mindset de CEO

Carla Olivieri

Clic Digital

IAB Perú

Market-IN

Jose Oropeza

Cuadrando Cuentas

Julia y Luis

Liderazgo con ciencia

Mauricio Bock

Pluma Laboral

Alonso J. Camila

Economía e Integridad

Carlos Bustamante B.

Aprendiendo - nivel CEO

Francisco Pinedo

Portafolio Global

BlackRock

Menos face más book

Rafael Zavala Batlle

Visiones para el desarrollo

CAF –Banco de Desarrollo de América Latina

Te lo cuento fácil

Alumnos de la Universidad del Pacífico

Fuera de la caja

María Camino

Orquestación Estratégica

Dr. Diego Noreña

Más allá del efectivo

Felipe Rincón

Mujer, ejecutiva y trasgresora

Zendy Manzaneda Cipriani

Disrupcion en la nube

Disrupción en la Nube

Revolución digital

Pablo Bermudez

Economía desde el campus

Grupo Económica

Síntesis legislativa

José Ignacio Beteta Bazán

La parábola del mudo

Javier Dávila Quevedo

Arturo Goga

Arturo Goga

Sumando Valores

Superintendencia del Mercado de Valores

@infraestructura

Rosselló Abogados

Minería 2021

Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

Conciencia Corporativa

Verónica Roca Rey

Agenda Legal

Estudio Echecopar

Perspectiva Forestal

Comité Forestal SNI y Comité de Madera e Industria de la Madera ADEX

Pensando laboralmente

César Puntriano

Auditoria del Siglo 21

Karla Barreto

Economía conductual

Bertrand Regader

Cultura financiera

Walter Eyzaguirre

Triple enfoque

Cecilia

Gestiona tus Finanzas

Giovanna Prialé Reyes

Segunda opinión

Eduardo Herrera Velarde

Parte de Guerra

Pablo O'Brien

El cine es un espejo

Raúl Ortiz Mory

Ruarte's - Washington Capital

R. Washington Lopez

Atalaya Económica

Manuel Romero Caro

Terapia de Pareja

Luciana Olivares

Próspero Perú

Gladys Triveño

Herejías Económicas

Germán Alarco

Inversión e Infraestructura

Profesor de ESAN Graduate School of Business Sergio Bravo Orellana

Blog Universitario

Blog Universitario

Juegomaniáticos

Juan Pablo Robles

Gestión del Talento

Ricardo Alania Vera

Personas Power

Ana Romero

Millennials

Pamela Romero Wilson

Reglas de Juego

PIERINO STUCCHI

Humor S.A.

Jaime Herrera

Bitácora bursátil.

Equipo de Análisis de Intéligo SAB

Vivir Seguro

Asociación Peruana de Empresas de Seguros

El deporte de hacer negocios

Luis Carrillo Pinto

Zona de Intercambio

Julio Guadalupe

Innovar o ser cambiado

Andy Garcia Peña

Economía aplicada

Juan Mendoza

El Vino de la Semana

José Bracamonte

Carpeta Gerencial

IE Business School

Desafíos para el progreso

Banco Interamericano de Desarrollo

Diálogo a fondo

Fondo Monetario Internacional

Predio legal

Martín Mejorada

e-strategia

José Kusunoki Gutiérrez

Vinos, piscos y mucho más

Sommelier Giovanni Bisso

Evidencia para la gestión

Videnza Consultores

Palabra de Gestión

Julio Lira Segura

Impacto ambiental

Lorenzo de la Puente

Inversiones Globales

Carlos Palomino Selem

Moda Inc.

Daniel Trelles

Divina Ejecutiva

Fiorella

Menú Legal

Oscar Sumar

Analizando tus inversiones

Diego Alonso Ruiz

Reformas incompletas

Instituto Peruano de Economía

Empresa&Familia

Pablo Domínguez

Hoy sí atiendo provincias

Félix Villanueva - Aurum Consultoría y Mercado

Smart money

Luis Ramírez

Consumer Psyco

Cristina Quiñones

Gestión de servicios

Otto Regalado Pezúa

Marketing 20/20

Michael Penny

Mercados&Retail

Percy Vigil Vidal

CAFÉ TAIPÁ

Milton Vela

Anuncias, luego existes

Alexander Chiu Werner

Marcas & Mentes

Lizardo Vargas Bianchi

Riesgos Financieros

Gregorio Belaunde

Economía para todos

Carlos Parodi

De regreso a lo básico

Paúl Lira Briceño